Ultimos Relatos Eroticos





Relatos Eroticos Gays

Contactos Gays

Diario de pasión, Capitulo III "Jose Luis, Clavo que saca otro clavo"

Publicado por Diosdelagua el 24 de May, 2013

Cap I http://www.sexosintabues.com/RelatosEroticos-14983.html
Cap II http://www.sexosintabues.com/RelatosEroticos-15058.html
Sexy cuento I http://www.sexosintabues.com/RelatosEroticos-15164.html
Sexy cuento II http://www.sexosintabues.com/RelatosEroticos-15447.html

Hola chicos de Sexo sin tabúes, Quiero darles las gracias, Sé que ya lo he hecho antes pero aun así quiero hacerlo porque de cierta manera me han acompañado en mis recuerdos, Desde el niño que fui de 13 años hasta ahora que tengo casi 19 hasta ahora, Aunque aún falta mucho por contar solo espero no decepcionarlos, No es lo mismo pensar en todo esto a compartirlo con alguien más, Por eso gracias por acompañarme en este viaje a mis memorias donde me conozco más a mí mismo y me han ayudado a madurar mucho más, Hay cosas que a veces no me gusta recordar sin saber porque, Son de esos recuerdos que te dejan un mal sabor de boca y con los que ganan experiencia, Por ejemplo mi amigo José Luis, Un chico al que conocí en un verano cuando tenía 16 años, Esa fue una época muy dura para mí, Al tener una decepción amorosa tan grande de cierta manera deje de creer en el amor no solo sentimental sino también en el familiar o el de los amigos, Llegue a creer que el amor no existía y que el mundo estaba lleno de mentiras, Pero después me encontré con que algunas cosas se olvidan divirtiéndonos un poco aunque nuestra sonrisa depende de alguien más, Eso fue mi “Amigo” José Luis una simple diversión que termino muy mal…
Papá decidió que debía interesarme más en los deportes por aquello de mi desarrollo, Ya saben eso de que crecía lentamente, Tenía 16 años pero para mí se abría un mundo nuevo, A mi padre de cierta manera le molestaba que no me desarrollaba así que me hizo visitar a un doctor el cual me recomendó unas pastillas de testosterona y que hiciera más actividad física, Nos recomendó un campamento de verano en otra ciudad, Era casi militar pero desde el momento en que supe que desperdiciaría todo mi verano lo odie, En mi cuerpo comenzaban a haber más cambios, Finalmente me cambio la voz, Corte mi cabello de una manera diferente me hice el corte de los Beatles, Mi espalda se hizo un poco más ancha y en mi delgado vientre se formaron unas líneas que marcaban mis músculos que estaban despertando, Lo mismo paso con mi pecho pero aún tenía esa curva femenina en mi cintura, Mi mirada había perdido la inocencia para dar paso a la seriedad y a la tristeza, miradas serias con las que trataba de ocultar mi decepción hacia el mundo

Papa: Empaca lo que creas que va a ser necesario porque esta algo lejos y no poder proporcionarte lo que no lleves

Yo: Papa, Ya por favor van 5 veces que reviso todo, Solo llevo 3 maletas además no quiero ir

Papa: Pero es por tu salud, Podrías estancarte en esa estatura y en esa complexión, Puede que ahora no te importe pero en la universidad habrá chicos que ya son hombres y no quiero que la pases mal porque aun pareces un niño- El daba demasiada importancia a mi desarrollo pero con tal de que no me fastidiara iría a ese campamento- ¿No te gustaría llegar a ser como tu primo Eduardo?- Eso era lo único que faltaba, Que mi papa me hiciera sentir ese vacío en el pecho otra vez al mencionar a mi primo

Yo: No necesito llegar a ser como nadie más papa, Siendo yo mismo me siento bien, Podrías esperarme abajo, Iré en unos minutos- Mi padre salió de mi cuarto dejándome solo con mis sentimientos, Me senté en la cama, En esa misma donde ahogaba mis pensamientos más ocultos y comencé hablar con la fotografía en que Eduardo y yo salíamos la que tomo cuando cumplí 14 años- Lalo, ¿Acaso ya te habrás olvidado que existo? Probablemente estés con miles de chicas y quizá te cases en cualquier momento pero yo sigo aquí, Con este dolor en el pecho que a veces no me deja ni respirar, Pero debo reprimir mi tristeza, Yo no voy a llorar por ti si tu no lo hiciste por mí, Quédate en tu maldita ciudad con toda tu diversión, Dijiste que volverías en navidad y ya pasaron 2 años, Ni siquiera me has llamado para preguntarme como me siento, ¡Te odio! ¡Te odio Eduardo te odio!- Por mi mente paso romper la foto pero no tuve el valor para hacerlo, La pegue a mi pecho mientras me odiaba por mi debilidad y mientras respiraba hondo para no llorar

Mi padre sonó la bocina del auto, Me hizo saltar del susto, Inconscientemente metí la foto de Eduardo en mi maleta y baje para irme con mi padre, Debía tomar un autobús con otros chicos por lo que debíamos llegar temprano, Al llegar me presento con el guía y con algunos de mis compañeros, La mayoría tenían 16 años algunos eran un poco más altos que yo o más robustos además de uno que otro niño con sobrepeso, El camino fue largo y aburrido pues no dejaba de pensar en mi presente, En que pasaría cuando tuviera 20 o 30 años, Pensaba en si algún día olvidaría a mi primo y me casaría con una mujer para tener hijos, No quería serle infiel a mi esposa con un hombre así que tenía que desahogar mis pasiones en la juventud para después no pensar en eso, Al llegar el autobús se detuvo en la puerta principal que era marcado por un sendero de tierra, A lo lejos podía ver las cabañas y algunos árboles pues estábamos en una especie de bosque pero no había ningún lago lo que le quitaba emoción, Nos dijeron que bajáramos del autobús para presentarnos con nuestros entrenadores personales, Cada uno tendría un entrenador con el que pasaría todo el mes haciendo toda clase de actividades, Esta persona se quedaría en nuestra cabaña para vigilarnos, Como una especie de guardaespaldas, Yo solo esperaba que no me tocara un pervertido

Director: Muy bien chicos pasen al frente que les diré quiénes serán sus entrenadores- El hombre saco una lista donde nos nombraría y después nos diría quien estaría con nosotros, Cuando dijo mi nombre sentí muchos nervios pues no sabía qué clase de sujeto me tocaría o si sería una mujer- ¿Yair?- Pregunto el profesor- Presente- Dije sin mucha emoción- Cabaña 14, Estarás en el equipo de atletismo y tu entrenador será José Luis- Su nombre se escuchaba normal, Me entregaron una lista con el horario de clases pero cuando estaba mirándola alguien me toco el hombro

JL: Hola, Mucho gusto, Mi nombre es José Luis y voy a ser tu entrenador personal- Su voz era muy juvenil así que supuse que no era muy mayor, Me di la vuelta lentamente hasta que me encontré con su rostro, El sol estaba detrás de él lo cual hacia más espectacular su presentación, Una pequeña ráfaga de viento nos cubrió trayendo algo de polvo por lo que no podía verlo bien, El Llevaba puesto una bermuda café, Una playera blanca y una gorra azul, Al verlo trague saliva por lo que estaba ante mí, Su cabello era negro y ondulado, Su piel clara con una especie de color beige, Pero sus ojos, Sus ojos tenían una tonalidad verdosa con un fondo castaño además de tener unas largas pestañas, Su cuerpo era alto, Con hombros anchos, Sobre su playera se dibujaban sus pectorales definidos y unos brazos trabajados, Tenia cara como de tener 24 años pero claro era muy atractivo y muy sexy, Al ser entrenador no debí esperar menos, De cierta manera mi entrenador tenia parecido con Lalo, Solo que Lalo es más fuerte, Mas musculoso y mucho más guapo ,con el cabello más largo y con esa mirada que enamora, Me restregué los ojos para asegurarme que lo que estaba viendo era real, No era el clon de Lalo pero tenía cierta sensualidad que no pasaba desapercibida

Yo: Mucho gusto, mi nombre es Yair, Es un placer conocerte- Dije con la voz temblorosa pues no suelo conocer a personas tan sexys todos los días, Me extendió su mano para saludarme y correspondí al saludo, Su piel era algo rasposa supuse que por su trabajo, A pesar de tener algunos dientes fuera de lugar tenía una sonrisa muy atractiva y simpatica, No podía pensar con claridad por los sentimientos encontrados que experimentaba

JL: ¿Te sucede algo? Te ves un tanto intranquilo ¿Quieres que te traiga algo?- Pregunto levantando una ceja- No, no es nada es solo que, Mira, No me lo tomes a mal pero creo que tu debas ser mi entrenador, No es que no me agrades es más ni siquiera te conozco pero no creo que sea lo indicado- Dije entonces el borro su sonrisa de su cara lo cual me hizo sentir un poco mal- ¿Te caí mal o algo así?- Dijo mirándome algo desilusionado- No, Ya te dije que no es eso pero es que…- No encontraba una buena excusa para alejarlo de mí, Solo quería concentrarme en el ejercicio para eso había ido, Y estar viviendo con un joven sexy como José Luis me haría caer en la tentación y terminaría haciéndolo con el si es que el quería claro- Hagamos esto Yair, Solo pasa conmigo unos días para que me conozcas mejor y después decides si te quedas o no conmigo pero tienes suerte que yo te entrene, Porque hay muchos maestros mala cara- Su propuesta parecía razonable, Comencé a morderme las uñas y a caminar alrededor mientras lo pensaba- Esta bien José Luis, Acepto tu trato pero solo durante una semana, Ya te lo dije no me lo tomes a mal pero creo que alguien como tu debería estar con alguien que necesite más ejercicio que yo, Lo digo porque te ves fuerte así que probablemente no debas desperdiciar tu tiempo- El solo rio ligeramente haciéndome sentir un cosquilleo en el estómago, Caminamos juntos hasta mi habitación, Era una cabaña con ventanas de madera y mallas en las ventanas para que los mosquitos no entraran

JL: Y bien ¿Qué te gustaría hacer ahora?- Pregunto mi entrenador con una gran sonrisa, Podía percibir que era una persona muy alegre lo cual comenzaba agradarme

Yo: No lo sé, Te confieso algo soy de las personas que se encierran todo el día y casi no salen, No creo que haya sido una buena idea venir al campo, Tiene algo que simplemente me desespera

JL: Entonces ¿Por qué estás aquí?- Volvió a interrogar el atractivo muchacho con su gran sonrisa pero de pronto se levantó su playera para limpiarse el sudor de su frente, De cierta manera me quedé estupefacto al ver su abdomen, Estaba algo marcado pero tenía un camino de delgados bellos que partía desde la parte baja de su pecho, A su ombligo

Yo: Bueno para empezar tengo un metabolismo muy lento lo cual me hace crecer a pasos lentos, Aun me veo muy joven para mi edad y creo que me hace ver mal, El doctor me recomendó una hormona masculina y hacer mucho ejercicio para no estancarme en esta altura y esta apariencia, Por eso estoy aquí

JL: Tonterías, Yo no creo que parezcas un niño, Al contrario eres muy guapo- Cuando José Luis dijo eso me hizo sentir un escalofrió en la espalda, Me sonroje y comencé a desempacar para no verlo y que él no lo notara- Además eso debe ser interesante, Imagina cuando tengas 30 parecerás de 20, Tienes casi la juventud eterna- Mi entrenador me había dicho algo que no había pensado, Era una especie de virtud que no apreciaba

Yo: Sabes, No lo había pensado pero es cierto, Seré joven mucho tiempo- Le sonreí mientras lo miraba, Él estaba sentado en la cama y yo de pie abriendo mis maletas, En un segundo mis ojos se encontraron con sus ojos, como si tratara de encontrar algo en ellos, Me devolvió la sonrisa y se detuvo a contemplar los míos, Pasaron mas segundo de los que podía contar así que decidí obligarme a regresar a la realidad

Yo: Y tu ¿Por qué estás aquí?- Pregunte mientras reía, El sacudió su cabeza ligeramente para regresar a donde estábamos- No tenía muchos planes para el verano, Solo tengo 22 años y escuche que necesitaban entrenadores así que me inscribí y además de que pagan bien me gusta la idea de vivir en el campo- Dijo José Luis mirando por la ventana- Entonces sonó una especie de timbre José Luis me dijo que debíamos reunirnos en el comedor, Era hora de almorzar, La verdad no sentía mucha hambre pero aun así debía ir, Nos servían de comer toda clase de ensaladas, Carnes y bebidas proteínicas, Él estuvo en todo momento junto a mí, Haciendo toda clase de bromas como que todo parecía una prisión y después paso todo el día contándome cosas sobre el para conocernos mejor, Vivía solo con su madre pues su papa fue un maldito que nunca se hizo cargo de él, Estudiaba para ser chef y prometió prepararme uno de sus platillos después, Yo le conté sobre mí, Era un chico normal con cualidades normales, De alguna manera me sentía muy cómodo al estar junto a él, Como si pudiera ser yo mismo, Los primeros 5 días pasamos momentos graciosos sobre todo en la cancha de atletismo pues aunque sonara increíble corría más rápido que el pero claro era el quien tenía más resistencia, Una mañana quisimos competir en ver quien le daba la vuelta a la pista más rápido, En una de las curvas no disminuí mi velocidad y me caí, Me doble el tobillo dando un grito de dolor al caer al suelo, Me senté y comencé a demostrar mi dolor con maldiciones

JL: ¡Yair! ¿estás bien?- Pregunto José Luis preocupado mientras corría hasta donde yo estaba- ¿Tu qué crees?- Dije con una sonrisa forzada, De inmediato puso sus manos en mi tobillo dándome un pequeño masaje- Tranquilo, Estas cosas pasan, No estas fracturado solo fue el golpe estarás bien además no dejaría que nada te pasara- Mis ojos volvieron a encontrarse con los suyos, Con esos ojos castaños con tonos verdosos, El sentir su piel en mis tobillos fue muy excitante, Al reaccionar me di cuenta que tenía una erección la cual trate de ocultar inclinándome un poco hacia el frente- Ya ves que nada te paso Yair, Lo que pasa es que como eres algo enano no pudiste frenar a tiempo solo fue el golpe estarás bien para mañana- Dijo José Luis haciéndome abrir los ojos, Lalo solía llamarme así “Enano” Restos de la nostalgia que sentía se hicieron presentes por un instante mi voz se quebró, Voltee mi cara para mirar en otra dirección pues estaba por colapsarme- Ya verás que para mañana te sentirás mejo… Yair ¿Estas llorando?- Pregunto mi entrenador algo inquieto pero no le respondí, No estaba llorando pero si sonrojado, Solo lo aparte, me puse de pie y lentamente me fui caminando casi saltando con un pie hasta mi habitación, Mi corazón palpitaba tan rápido que me daba miedo que algo me pasara, Me tarde un poco en llegar pero finalmente azote la puerta y me tumbe en la cama con la cara en la almohada, De alguna manera los labios de Lalo se hicieron sentir en los míos, Aun no olvidaba esa sensación, Era horrible estar enamorado de alguien de tu familia, Mayor que tú y que para variar ya se había olvidado de ti, Estaba ocupado con mis recuerdos que no escuche a José Luis cuando entro a la habitación

JL: ¿Yair? ¿Qué te pasa, Te sientes bien?- Pregunto con un tono de voz preocupado, Puso su mano en mi espalda y me dio pequeñas palmadas como consolándome- Oye no pasa nada las caídas suceden ya te sentirás mejor pero si dije algo que te hizo sentir mal no era mi intención, Olvide que tal vez te moleste lo de tu desarrollo y llamarte enano no fue lo mejor- Dijo José Luis, Entonces levante mi cara de la almohada para poder hablar con el- No, No fue eso, Tú no has hecho nada malo, Es mas ya hasta me caes bien y quiero que me termines de entrenar hasta que termine el campamento, Es solo que tengo demasiadas cosas en la cabeza, Sabes crecer no es nada fácil- Dije, Entonces él me sonrió haciéndome saber que todo eso le daba gusto- Por hoy olvidemos el ejercicio está bien, Yo debo ir a reportarme y regresare en un rato- José Luis se fue dejándome allí en mi cama, Ese chico comenzaba agradarme mucho porque otro me hubiera llamado nena al verme llorar pero el comprendía mi dolor sin saber porque me comportaba así, Una vez completamente solo de nuevo comencé hablar conmigo mismo

Yo: ¿Por qué? ¿Yair porque? ¿Qué diablos nos pasa? ¿Qué sentimos por José Luis? Nos cae muy bien, Es muy guapo y agradable pero, ¿Es porque se parece a Eduardo? O porque en verdad nos agrada, Pensándolo bien tal vez es porque nos recuerda a él, Porque necesitamos a alguien mayor que nos cuide, Porque extrañamos a Eduardo y en José Luis vemos a ese hermano mayor que nos dejó, Sabía que no debía venir a este estúpido campamento, Pero ¿Por qué me dio una erección cuando sentí sus manos en mis tobillos? Su piel es tan áspera pero se siente tan bien, Sus ojos son bellísimos, Su cuerpo es excitante pero sobre todo es una buena persona, Si tan solo pudiera hablar con el imbécil de mi primo para que de una vez por todas termináramos con esta agonía- Me quede allí reflexionando sobre lo sucedido, Llegue a la conclusión de que haría que José Luis fuese mi amigo y nada mas eso, Me agradaba mucho y no lo echaría a perder de nuevo, El simplemente sería un amigo más, Pasaron 3 largos y tediosos días, A pesar de mi torcedura podía caminar así que eso era todo lo que hacía, Me uní al equipo de arquería lo cual me encanto, Aun pasaba horas y horas con José Luis, Siempre me hacía reír y me contaba secretos que nadie más sabia de él, Bromas que hizo en su juventud pero decía que de cierta manera le recordaba a él cuándo era adolecente

José Luis dijo que para que el dolor desapareciera más rápido debía caminar mucho así que una mañana me llevo a caminar por el campo para que conociera una especie de prado que había en ese lugar, Decidimos hacer una especie de día de campo para poder descansar de todo, Por la mañana partimos hacia ese lugar donde pasaríamos parte de la tarde, Caminamos hasta encontrarnos con un campo con muchos árboles que asemejaba un bosque, El olor era muy agradable, A naturaleza pero por alguna razón no podía dejar de ver a José Luis, Se había puesto una playera en forma V dejando parte de su pecho al descubierto y tenía un rosario, No sé qué tienen esas cosas pero lo hacían ver muy sexy

JL: Así que eres veracruzano ¿Qué se siente vivir cerda de la playa?- Pregunto mientras me servía un plato de ensalada de frutas y nos sentábamos en el suelo- Pues la verdad no es algo que me emocione, no me gusta la playa, Prefiero los lugares fríos- Conteste riendo- Y ¿Tienes novia?- Pregunto con un toque de interés- Tenia, a mis 16 años solo he tenido 3 aunque de ninguna me he enamorado- Respondí mientras observaba el paisaje- Pero ¿Lo estás? ¿Enamorado?- Pregunto otra vez José Luis como si fuese un interrogatorio- Creo que sí, Aunque la verdad ya no sé qué pensar sobre mis sentimientos, Tengo una especie de amor imposible y esos son de los más difíciles, Lo cierto es que le tengo miedo a la soledad y casi siempre me aferro a lo prohibido, No es que me gusten los retos pero a veces solo quiero que alguien me quiera y me lo demuestre, Siento un vacío en mi corazón por una persona que creo ya se olvidó de mi después de pasar maravillosos momentos juntos, Sé que soy muy joven para todo esto pero conocí el amor desde pequeño, Ojala me llamara para decirme que aún me quiere, Lo se soy un cursi- Dije mientras miraba hacia el prado y el viento movía mi cabello, En mi rostro otra vez se formó la seriedad pues había tocado otra vez el tema de mi primo sin mencionarlo- no lo eres, Es más yo pienso igual, Siento una especia de miedo a estar solo y solo quiero a alguien para poder cuidar, Proteger y hacer sentir la mejor persona del mundo, Pero si es tan importante para ti ¿Por qué no eres tu quien llama?- Pregunto entre risas José Luis y de alguna manera insinuando algo- Dime ¿Tu llamarías a una ex para decirle que quieres saber si aún te quiere? No soy orgulloso pero si no lo hace es porque ya no me quiere- Dije con un toque de nostalgia mientras me mordía las uñas

JL: Yo tuve una mala historia con una chica, AL parecer ella descubrió que era lesbiana y me dejo desde entonces no doy el primer paso, Tienes razón no llamaría a una ex para preguntarle eso, Seria un tanto humillante- Dijo el en sentido de broma- ¿Por qué me preguntas todo esto?- Dije mirándolo a los ojos entonces el respondió- Sabia que me preguntarías eso, Lo que pasa es que, Yo tenía un hermano menor, Su nombre era Jaime, Murió cuando él tenía 10 años y justo ahora tendría tu edad, Le prometí que algún día lo llevaría de día de campo y que le daría consejos para el corazón cuando estuviera listo pero no se lo pude cumplir- Dijo José Luis No esperaba que me dijera eso, Es más yo creía que diría que porque no tenía con quien ir, Bajo la cara mirando hacia el suelo por recordar algo triste, Ahora sabia más de él, Como si la confianza entre nosotros hubiera aumentado- Lo siento mucho Luis, Debe ser difícil perder a alguien de esa manera- Dije mientras reflexionaba en como reaccionaria si un día Lalo moría lo cual me hizo tragar saliva- Gracias, Fue en un accidente, El autobús de su escuela choco y el no llevaba cinturón de seguridad, Murió al colapsar el autobús, No hay día que no lo recuerde, Por eso tú me recuerdas a él, Te he llegado a ver como otro hermanito

Le extendí mis brazos para darle un abrazo, Le daba golpes en la espalda, Él ya era mi amigo pero nunca más llamaría a nadie hermano, Solo tuve o tengo 2 hermanos, Roger y Eduardo, De cierta manera José Luis se parecía mucho a mí, Ambos habíamos perdido a alguien a quien queríamos mucho tal vez no de la misma forma pero aun así, Además de que pensábamos de la misma manera como si él fuera otro Yair, Como si ambos compartiéramos eso, Estábamos en busca de la persona que nos hiciera sentir que éramos valiosos, Seguimos conversando de cosas menos tristes hasta que le dije

Yo: Sabes, Tú también me recuerdas a alguien muy especial para mí, Alguien a quien quiero mucho, Podría decirte que eres su clon solo que él es… bueno, Más… Agradable- Dije porque no encontraba las palabras para explicárselo- ¿así? A ¿Quién? Lo digo porque no puede haber alguien más agradable que yo, Tal vez deba ir a matarlo- Pregunto José Luis intrigado mientras reía- No te lo puedo decir, No es que no te tenga confianza pero por ahora no, Solo puedo decirte que me caes muy bien y que si tu hermano viviera estaría orgulloso de ti, Pero ¿Qué te parece si jugamos unas carreras, El último en llegar aquel árbol gana está bien? ¡Corre!- Grite y justo después me levante y corría toda prisa, A mitad del camino el me tomo por la cintura diciendo que no ganaría, El sentir sus brazos en mi cintura me hicieron sentir raro, Porque ya conocía esa sensación acompañado de una especie de cariño, Comenzaba a sentir un cariño verdadero por mi entrenador, Después de ese maravilloso momento regresamos a nuestras actividades, Ahora sabíamos cosas del otro, Nos conocíamos perfectamente, Pero esa noche tomo comenzó a cambiar

JL: ¿Te importaría si juntamos las camas?- Pregunto mi entrenador con una mirada tierna en su rostro, Mientras nos preparábamos para dormir porque los entrenadores dormían con nosotros, Solo que en camas separadas (Muy separadas)

Yo: ¿Por qué?- Pregunte algo inquieto y sonrojado mientras miraba de un lado a otro, No sabía si lo hacía por jugar o me estaba proponiendo algo

JL: Lo que pasa es que a veces ruedo sin darme cuenta y me caigo, Si juntamos las camas no tendré la oportunidad de caerme de los dos lados- Finalmente accedí a lo que pedía, Mirarlo mientras se cambiaba fue un duro golpe para mí, El tenía dos tatuajes en uno en cada hombro que terminaba en la parte alta de su brozo por su playera no me había dado cuenta, Se veía muy varonil y rudo cuando su cabello estaba alborotado y llevaba una cadena lo cual adornaba su cuello, Es una de las cosas que hacen sensual a un hombre- ¿Por qué me miras así?- Me pregunto José Luis mientras bostezaba- No sabía que tenías tatuajes, Es interesante- Dije muy nervioso para dar final a la conversación- Si, Me los hice cuando tenía 19 años, Tócalos- Dijo pero no estaba seguro de querer hacerlo, Me acerco su brazo para que pudiese recorrerlo con mi mano, Apretó sus músculos para que los sintiera, Se sentía muy bien tocar sus brazos con la punta de mis dedos- Tal vez algún día yo me haga uno- Dije apartando rápidamente mi mano para que no pensara otra cosa- Te verás muy guapo con uno- Dijo volviéndome hacer sentir cosquillas en mi pecho y en mi estómago, Me sonroje así que me acosté en la cama para no demostrarle lo que me provocaba, Tenía otra erección al escuchar lo que me dijo y de cierta manera me gustaba esa sensación

Apago las luces y nos acostamos, No compartíamos sabana pues cada uno usaba una propia, Me quede completamente vestido aunque sentí algo de calor, El solo se puso una playera deportiva y durmió en ropa interior, Me quede muy a la horilla para no acercarme a él, No cometería los mismos errores de antes, Esta vez no, La noche avanzo hasta que me quede completamente dormido, A la mañana siguiente me desperté de un salto, Pues estaba a solo unos centímetros de él, Él estaba junto a mi mirándome de frente aunque aún dormía, Yo estaba a solo unos centímetros de su cara sintiendo su respiración casi en mis labios, Se veía muy guapo por las mañanas, Estaba tan cerca de mí que si no fuera por mi fuerza de voluntad le habría dado un ligero beso al fin que no se daría cuenta, De inmediato me levante sin despertarlo, Me bañe con agua fría para tratar de apagar mi calentura mientras me decía una y otra vez que con el no porque yo era como su hermanito y eso está mal entre hermanos, José Luis paso ese día mas cariñoso que nunca, Decidimos ir otra vez a ese prado donde nos divertíamos corriendo y conociéndonos mejor, Claro siempre íbamos una vez que el terminaba su turno y yo cumplía con mis rutinas de ejercicios

E: José Luis, Me duelen los pies ya no puedo caminar más- Dije mientras me quejaba porque ya habíamos recorrido un buen tramo del camino pero aún faltaba para llegar- ¿Quieres que te cargue en mi espalda?- Pregunto mientras reía como si esperara que aceptara- No, Creo que mejor caminare, No estoy seguro de querer que me carguen- Eso es algo que solo hacía con Eduardo y no lo haría con nadie más- Está bien como tú quieras- Dijo José Luis mientras seguía caminando, Ese día como cualquier otro día del verano había mucho viento, Casi estábamos por marcharnos cuando sucedió lo que debía suceder

Yo: ¡Maldita sea! Se me metió algo al ojo- Dije mientras me restregaba mi ojo derecho, Tenía una especie de insecto que me molestaba mucho haciéndome llorar

JL: Déjame ayudarte- Se puso de pie y me destapo mi ojo, Me soplo ligeramente mientras acercaba su rostro al mío, Cuando me sentí mejor nos quedamos paralizados, Ya no tenía nada pero él no se alejaba, Simplemente me veía directo a mis pupilas mientras se acercaba más y más, Tenia una de sus manos en mi rostro y la otra comenzó acercarla a mi espalda, El atardecer estaba detrás de nosotros con ese hermoso color naranja complicándome la situación

Yo: Bueno creo que ya me siento mejor muchas gracias- Dije mientras lo empujaba ligeramente para que se apartara pero él no lo hacía, Solo me miraba directo a los ojos mientras los suyos estaban cerrados casi a la mitad- Espera, Tienes algo aquí- Dijo mientras movía su cabeza hacia un lado para dirigirse a mi boca- ¿Dónde?- Pregunte mientras sentía muchos nervios- Aquí…- Dijo José Luis casi susurrando mientras se acercaba más a mis labios
Su boca se abrió ligeramente mientras tenía una de sus excitantes sonrisas, En mi mente me decía a mí mismo que debía apartarme que no estaba bien pero no podía hacerlo, Las piernas no me respondían, Debía aceptar que quería besarlo porque me gustaba, Me gustaba mi amigo José Luis, No porque se parecía a Eduardo sino porque se había ganado mi cariño, Era una persona totalmente diferente a Lalo y muy parecida a mí, Era mi confidente y de alguna manera una especie de alma gemela, Cerré mis ojos al saber lo que estaba por pasar, Sus labios tocaron los míos de una manera suave, Puso sus dos manos en mi rostro mientras se acercaba más a mí, Me beso de una manera muy dulce y muy tierna con un ritmo lento, Sus labios sabían muy bien, Con mis brazos lo abrace sintiendo su espalda, Comencé a tener una erección que me lastimaba al chocar con mi pantalón pero él no dejaba que me apartara, Justo cuando pensaba que el beso terminaría el seguía y seguía, Una paz me inundo haciéndome saber que no estaba haciendo nada malo, Simplemente me estaba dejando llevar por mi cariño hacia José Luis, Me sentía muy bien como si de pronto se me olvidara hasta mi nombre, Como si nada me importara, Pero por alguna razón me imagine a Eduardo detrás de mí mirando todo eso, Empuje a José Luis como si el beso me hubiese molestado y en su rostro solo se podía ver la confusión y un tanto de tristeza

Yo: ¡No vuelvas a acerarte a mí nunca maldito pervertido!- Le grite mientras tomaba mi suéter y salía corriendo a toda prisa de allí

JL: ¡Yair! ¡Yair espera no te vayas!- Me gritaba desde donde se quedó, No podía alcanzarme, Me costó mucho correr a causa de mi torcedura, Me fui directo a mi cabaña, Saque la maleta que tenía debajo de la cama porque estaba dispuesto a regresar a casa en ese mismo momento aunque aún quedaran unos días del campamento

JL: Yair ¿Por qué te fuiste así? Pensé que…. Que te gusto que te besara- Dijo mientras intentaba acercarse a mí- Te equivocas, No soy como tú y mucho menos soy cualquiera para besar a alguien que solo conozco desde hace unos días- Dije mientras metía mi ropa a mis maletas, Nos habíamos ahorrado la explicación de “Por cierto soy gay o bisexual” pues con el beso nos habíamos dicho que nos gustaban algunos hombres- ¿Qué estás haciendo? ¿Te quieres ir?- Pregunto José Luis mientras me abrazaba por la espalda, Pegaba su cara a mi cabeza mientras me decía- No te puedes ir, El campamento aún no termina además no es para tanto, No te vayas si quieres no volveré a besarte pero es que sabes que a mí me pasa algo contigo y a ti conmigo también, Sabes que te gusto- Sus palabras me ponían muy nervioso e incómodo, Efectivamente en solo unos días aprendí a querer a José Luis, Era muy guapo y simpático, No era Eduardo, El jamás lo seria y diez días no eran comparados con años de amor pero era la oportunidad de dejar a tras mi dolor y mi tristeza- Pero entiende, No quiero que me lastimen otra vez, En unos días volverás a tu ciudad y ¿Qué pasara? Terminaras olvidándome como todas las malditas personas de este planeta- Dije mientras me apartaba de él o sabia de lo que yo era capaz, La verdad José Luis me atraía mucho pero no estaba dispuesto a tener algo con él porque no lo conocía, No estaba desesperado por sexo como para ir acostándome con cada persona sexy que conocía

Yo: José Luis, Entiende no puedo hacer esto, Yo siento algo por alguien más, Yo soy una mala persona, No quiero sonar egocéntrico o vanidoso pero te vas a enviciar conmigo y al final terminaremos mal, Se lo que te digo- Dije mientras él me besaba el cuello y me hacía suspirar- A mí me gustan los niños malos como tú, ¿Qué importa si me envicio? Eso es lo que quiero, Anda yo sé que tú también quieres, Me di cuenta de cómo me veías y sé que no te soy indiferente, Solo falta que me digas que sí, Te gusta ver mi cuerpo y podría dártelo si tan solo te rindes ante mí- Decía José Luis mientras me daba la vuelta y me besaba para que no pudiera decirle nada, Estaba comenzando a excitarme, sentía como el calor me recorría la espalda, Yo mordía sus carnosos labios mientras mi lengua jugaba con la suya, No sabía que decirle o que hacer, Solo me dejaba llevar por todo eso, Sus palabras me habían hecho bajar la guardia al punto que no podía regresar a la realidad, Con mis manos comencé a tocar sus brazos mientras él me besaba en el cuello, En un segundo se apartó para apagar las luces y ponerle seguro a la puerta, Le quite su playera dejando su cuerpo al descubierto,

Comencé a besar su pecho lentamente a recorrer mi lengua por todo su torso, Yo escuchaba como Jadeaba y miraba hacia arriba por lo que le estaba haciendo sentir, Después le di pequeñas mordidas hasta llegar a su ombligo mientras lo escuchaba suspirar, Él tenía sus manos en su cabello pues la excitación estaba acabando con él, Con mis dientes y mis dedos le desabroche su pantalón y baje su ropa interior para encontrarme con su miembro, Algo grueso y algo largo como una vez dije no tomo una regla y le mido el pene a todos los hombres con los que estoy pero este a mi parecer media 20 cm, Con vellos en su base y muy duro, Lo tome entre mis manos mientras levantaba mi cara y José Luis me veía, Lo masturbe un poco para mirar como reaccionaria y lo hizo con algunos gemidos, En un segundo me puse de pie y me recosté en la cama, El quedo muy confundido y un tanto desilusionado pero como dije antes, No soy cualquiera para darle sexo oral a alguien que no conozco. Me recosté en la cama para que me tomara, Aun no estaba seguro si estaría con el pero eso él debía arreglarlo, Debía convencerme, De pronto se echó sobre mi mientras escuchaba como suspiraba, Toque su espalda con mis manos y comencé a deslizarlas hasta llegar a su trasero

JL: Me encantas Yair, Tu esencia, Tu fragilidad, Tus ojos, Cuando toco tu piel, Tu temperatura, Tu inocencia, Sentirte tan sensible ante todo esto, Déjame hacerte mío y llevarte hasta el cielo- Por alguna razón sus palabras me dieron mucha risa claro que no se lo demostré, Yo ya no creía en palabras como esas, Ya no creía en el amor o en el cariño y muchos menos en ser de alguien mas

Yo: Creo que tu no sales mucho José Luis, No soy ningún niño inocente, Podría hacer que te vuelvas loco y que des todo por mí, Podría besarte hasta que no vuelvas a desear otros besos que no sean los míos, Yo trate de advertirte todo esto, Debes saber que yo grito mucho así que tendrás que arreglártelas para que no nos descubran- Cuando dije todo eso lo miraba justo a los ojos, El reacciono muy impresionado y con una sonrisa traviesa me hizo saber que él tampoco era ningún santo, Era obvio, No tenía sentido fingir lo que no éramos

JL: Ya decía yo que esa carita de ángel que te cargas la usabas muy bien para conseguir lo que querías- Dijo, Entonces lo tome de sus hombros para obligarlo a que me besara otra vez, Esta vez estábamos muy calientes y apasionados, Rodábamos en las camas unidos al punto de casi caer al suelo, A veces yo arriba a veces yo debajo de él, Saboreamos nuestros cuerpos hasta hacernos gemir, Su pecho era delicioso, Pasar la punta de mi lengua por este y hacer movimientos circulares en sus pezones para hacerlo gemir era magnifico, El hacía lo mismo mientras me daba una nalgada, Mojando sus dedos me dilataba para el momento culminante de nuestro apasionado encuentro, La manera en que hundía sus dedos dentro de mi ano de esa forma rápida e insistente me hacían morderme los labios, Saboreaba mis pezones mientras con su otra mano tocaba mi trasero

Yo: Mmmm eso se siente muy bien- Le decía entre suspiros y gemidos silenciosos cuando introducía uno de sus dedos en mi orificio mientras se comía uno de mis pezones- Eres una mujerzuela Yair, Te voy hacer ver estrellas- Decía mientras seguía matándome con su acto- Omite llamarme así y Usa un condón o aquí se terminó la fiesta, No llegue hasta aquí para que algo así nos detenga- Dije mientras me retorcía en la cama y ponía la almohada en mi cara para allí ahogar mis gritos- No te preocupes, Siempre vengo preparado- Me puso de espalda mientras le daba la espalda puse mis manos en el espaldar de las camas para sujetarme, Él se colocó su condón y comenzó anunciar su entrada, Yo me mordía los labios mientras sentía como las gotas de sudor caían por mi frente, José Luis comenzó a introducir su pene poco a poco mientras yo me obligaba a no gritar, Se sentía muy bien volver a tener algo dentro de mi después de meses de no estar con nadie, La última persona que me tuvo fue mi maestro de Educación física y ahora mi entrenador José Luis valla sí que me estaba convirtiendo en una mujerzuela

Yo: Oh dios, Eso… Se siente muy bien- Le decía entre gemidos a José Luis, El metió uno de sus dedos en mi boca para que dejara de gemir pero no podía, El comenzaba a moverse lentamente hasta ir aumentando su velocidad, Se sentía caliente y doloroso pero muy excitante, Mi ano recobraba esa presión que me fascinaba cuando alguien me penetraba, Sentía cosquillas en mi entrepierna y en mi ano por todas las sensaciones, El comenzó a moverse más rápido mientras con sus manos recorría mi espalda, Me dio dos nalgadas que me hacían gemir aún más, Por suerte entre una cabaña y otra había mucho espacio por lo que mis gritos no salían de mi habitación y si lo hacían nadie más los escuchaba, La luz estaba apagaba pero por las luces de afuera podía ver todo nuestro acto, Apretaba con mis manos el espaldar de la cama porque todo eso me fascinaba, José Luis respiraba con dificultad y yo solo pedía más y mas

JL: Así Yair, Oh me encanta, Sigue Sigue, Grita me gusta escucharte, Aprietas delicioso chiquito, Te voy a reventar tu colita- Después de decirme todas esas cosas, Mojo sus dedos con su saliva y los acerco a mis pezones los cuales pellizco y estimulo haciéndome gemir al punto de tener miedo que alguien llegara
Yo: Oh José Luis ahí no por favor, No me toques hay que me vuelves loco!- Le decía mientras giraba mi cabeza pero el no hizo caso a mi petición y me beso otra vez, Me estaba empujando muy fuerte y yo solo apretaba el espaldar de madera de la cama mientras le decía lo delicioso que todo eso se sentía, Escuchar como suspiraba en mis oídos y como me mordía en los hombros, Por momentos le pedía que se detuviera porque sentía mucho calor y solo quería respirar aunque pedía más y más, Era insaciable, Comencé a masturbarme para hacer la experiencia aún más excitante

José Luis: Mmmm eres un gritón, Eres una zorrita que le encanta gritar el nombre de su macho, Di que te gusta- Decía José Luis mientras me daba otra nalgada y me lamia la oreja – Me gusta, Me gusta mucho- Yo cerraba mis ojos porque todo eso me parecía irreal, El tomo mi mano y la llevo hasta su trasero para que de cierta manera lo empujara mas hacia mí porque en verdad se sentía muy bien cómo me envestía

Después de eso el me recostó en la cama, Levanto mis piernas para embestirme por la parte de enfrente, Metió su pene de un golpe y me beso para que no siguiera gimiendo, Yo tenía las manos detrás de mi cabeza gozando todo lo que José Luis me daba, Era delicioso, Excitante y sobre todo peligroso porque alguien podría llegar pero eso hacia aún más caliente la situación, José Luis estaba sudando al igual que yo, Sentir su pene dentro de mi ano era una sensación que ya concia y que de cierta manera llegaba a extrañar, Yo comencé a gemir más y me mordí los labios porque él me estaba lamiendo el pecho

José Luis: Oh dios, Que rico, Mmmm toma aquí esta tu papi- Me decía al oído mientras me embestía mas rápido y me besaba peleando con mi lengua, Yo le jalaba el cabello porque esa es mi posición favorita, Mi placer era una mezcla entre el cosquilleo en mi ano, El calor de mi piel, La emoción de hacer lo prohibido y sobre todo el cosquilleo en mi pecho al hacer todo eso, En un momento inesperado las piernas comenzaron a temblarme anunciando mi venida, Mire hacia el techo mientras levantaba mi torso, Me puse ambas manos en la boca y sentí como mi semen salía disparado, Eyacule en su abdomen y me desplome sobre la cama mientras trataba de recuperar la tranquilidad, El aun no terminaba por lo que se salió de mí, Se puso de pie, Se quitó el condón y comenzó a masturbarse

Yo: Ni se te ocurra tirarme eso encima- Dije por si tenía la intención de vaciarme su semen, El apunto a otra dirección y mientras gemía se vino, Le costaba respirar, Después de eso cayó encima de mi mientras nos besábamos para recuperarnos del aliento, Después de esa noche ya nada fue igual, Aun seguíamos siendo amigos, El solo quería sexo pero yo no, Yo ya no era igual que cuando era niño, Solo lo hice con el dos veces, Si, Cada noches nos besábamos pero todo terminaba en desahogarnos por medio de la masturbación, Una tarde me pregunto que si quería ser su novio a lo que conteste que sí, Pasamos días muy bellos pues él era mi amigo, Mi novio y mi entrenador, No lo ame eso nunca, Solo me atraía, El cada vez se volvía más cariñoso lo que a veces llegaba a empalagarme, El último día del campamento estábamos empacando mis cosas, El quedo en que me llamaría seguido y que no le importaba lo que pasara aun así seguiríamos siendo novios, Mis maletas ya estaban listas, Partiría las 2:00 pm rumbo a mi hogar en uno de los autobuses, Estábamos conversando sobre nosotros cuando de pronto sonó mi celular, Era un número desconocido así que dude en contestar probablemente era mi papá que me llamaba desde su oficina

Yo: ¿Hola? ¿Quién habla?- Pregunte mientras reía y le guiñaba el ojo a José Luis, Así jugaba con el

E: Hola ¿Yair, Eres tú? Por fin puedo localizarte ¿Cómo estás?- El corazón volvió a latirme al punto de un infarto, Esa voz, Me era tan familiar que al escucharla el corazón se me detuvo, En un segundo todo se puso negro y las piernas no me respondían, Las palabras se me atoraron en la garganta y no podía respirar, Me temblaba la mandíbula y las manos al punto de casi dejar caer el celular

Yo: ¿Eduardo? ¿Lalo, Eres tú? Si soy yo, Yair- Tenia una gran sonrisa en mi rostro y una emoción en todo el cuerpo que me hacía tartamudear

E: Yair… Cuanto tiempo sin saber de ti, Te llamo porque sé que cumpliste 16 años hace un mes y quería desearte feliz cumpleaños atrasado, Te llame a tu casa pero me dijeron que estabas de campamento, Según me dijeron mis tíos termina hoy así que quería llamarte hoy para no interrumpirte

Yo: Lalo… No sabes como quería escuchar tu voz- Lágrimas caían por mi rostro por la emoción, Eduardo sabía lo que me estaba pasando

E: Yair, Te quiero mucho, Eres mi hermanito, Recuérdalo siempre, No importa el tiempo ni la distancia, Siempre puedes contar conmigo, Ahora sé que ya no eres un niño pero para mí aun eres mi hermanito, Guarda mi numero para cuando quieras llamarme, Sé que tienes muchas confusiones porque las cosas no son fáciles a los 16 y no hay nadie para aclararte tus dudas pero para eso estoy yo, Ahora estoy trabajando en un despacho de abogados por eso ya no puedo ir a visitarlos en vacaciones pero ojala podamos vernos muy pronto, Te quiero enano

Yo: Y yo a ti Lalo, Pensé que te habías olvidado de mí, Te quiero mucho, Mucho Enserio, No tienes idea de cuanta falta me has hecho, Te he extrañado tanto, Cuídate y mucha suerte en tu trabajo

E: Sabes que no podría olvidarme de ti, Es solo que… Bueno no importa ya hablaremos de eso después, Tú también cuídate enano, Échale ganas a la escuela, Estaremos en contacto, Adiós- Dijo Eduardo, Yo le dije que también lo quería y después colgué el teléfono, Me senté en el suelo para poder asimilar lo que había pasado, Había hablado con Eduardo después de más de dos años, No podía con mi emoción, Estaba llorando sin poder contenerme, Mi corazón sentía una emoción que quería gritar a los cielos cuanto amaba a Eduardo, De pronto gire mi cabeza hacia la puerta y allí estaba José Luis mirándome molesto y podría jurar que tenía lágrimas en los ojos

Yo: ¿Luis que tienes?- Pregunte mientras me ponía de pie- ¿Qué me pasa? Como te sentirías tú al ver lo que yo acabo de ver- Contesto José Luis algo furioso- No sé qué decirte, Discúlpame, No pensé que iba a ser así pero me emociono mucho hablar con Eduardo, Además no quiero sonar frio pero te dije que no siento nada por ti, Me caes bien y te aprecio pero no te amo ni nada de eso- Respondí sutilmente pero creo que empeore las cosas- ¿Es el tipo de la foto verdad?- Pregunto José Luis haciendo que me confundiera, Le pregunte a que foto se refería cuando de pronto el abrió una de mis maletas y saco el portarretrato que había llevado desde mi casa, En donde estaba la foto donde yo estaba con Eduardo, la foto que mi primo había tomado apenas hace dos años, José Luis me mostro la foto muy triste- Él es mi primo Eduardo de quien… He estado Enamorado desde los 12 años- Respondí, Probablemente le estaba causando mucha tristeza pero debía ser honesto con el- Entonces él es más “Agradable” que yo, Valla forma de decir que es mas guapo ¿Qué pasara con nosotros?- Pregunto José Luis muy serio mirando hacia otra dirección para evitar verme- José Luis, Lo siento pero no hay ningún nosotros, Solo hubo besos y uno que otro encuentro pero entiende yo no siento nada por ti, Te conozco apenas pocos días y a Eduardo toda la vida, No puedo borrar mis sentimientos hacia él, Desde un principio fui muy claro contigo y aun así quisiste que todo esto pasara- Le explique la situación a José Luis pero él seguía molesto- Pero se había olvidado de ti ¿Lo olvidas? Dijiste que ya no te quería, En cambio yo, Yo te amo- Dijo José Luis haciendo que lo mirara de manera seria- No me vengas con eso José Luis, Solo eso me faltaba, No puedes llegar amarme en solo unos días, Eso es imposible, Lo siento pero lo mejor es que nos olvidemos de todo esto, Ya casi ha llegado la hora de irme- Dije mientras metía la foto de Lalo a mi maleta y la cerraba- Entonces yo solo fui el clavo que saca a otro clavo ¿verdad? Te divertiste desahogando tus ganas conmigo porque tu primo te dejo- Dijo José Luis mientras me abrazaba- No sabes lo que dices y no me importa si me crees o no, Te llegue apreciar como un amigo pero solo eso, No me vengas hablar de amor a mí que yo si se lo que es amar, Lo tuyo es solo deseo- Dije mientras lo apartaba de mí, Entonces él dijo- Pues muy bien, Si así quieres que todo termine pues que te aproveche el idiota de tu primo, Ojala y no te arrepientas- Después de eso José Luis salió de la cabaña muy molesto, Yo me sentía mal por todo lo que había pasado, No quería causarle ningún dolor pero no sentía nada por él y él era muy valioso como para mentirle

Después de todo ese show me fui a esperar el autobús, Busque a mi entrenador con la mirada para darle el último adiós para quedar como amigos, Pero no lo encontré, Subí al autobús y me dispuse a regresar a mi casa donde me esperaban mis padres, En el camino fui recordando todo lo que pase en ese lugar y como de cierta manera veía la vida de otra manera, Había aprendido que a veces debemos atrevernos a pasar un buen momento pero sin obsesionarnos o sin “clavarnos” Con alguien, Después de unas horas de viaje llegue a casa, Una vez allí llame a Luis hasta que quiso contestarme al final arreglamos todo el asunto, Era imposible que él me amara era solo que quería seguir teniendo relaciones conmigo y yo soy algo más que un cuerpo para el desahogo de otras personas a veces hablamos por Facebook, Ya se casó y tiene un bebe de un año, Llegue a querer a José Luis pero solo como un amigo, Él fue mi primer novio y un amante maravilloso pero yo amaba a mi primo y eso era algo que nadie podía cambiar, Al llegar a casa también trate de llamar a Lalo sin número de veces pero no respondía, Me metí a bañar para reflexionar sobre todo lo que había hecho hasta ese entonces a mis 16 años había sido de 3 hombres, Algunos a base de chantajes, Otros por amor y otros por deseo y diversión, Fue muy placentero y algo prohibido no me sentía culpable porque yo así lo quise pero lo mejor, A penas estaba por venir.




Contactos Gays
 

Clasificacion Actual:

Commentarios

  • Posteado el
  • 24 de May de 2013 - 01:34 AM
Excelente
Que te puedo decir Yair, Sabes porque me gustan tus relatos? Porque tu no cuentas solo una historia de sexo, Tu expresas lo que sentiste al hacer todo eso, Cuentas la vida real, Es bueno leer como fue que creciste y te desarrollaste, No puedo esperar para verte en persona y conversar contigo sobre muchas cosas, Seguire todo tu diario hasta el final saludos
  • Posteado el
  • 24 de May de 2013 - 04:37 AM
riiko
Como siempre un muy buen relato y bien redactado ... Sin palabras
  • Posteado el
  • 24 de May de 2013 - 04:56 AM
^_^
Gracias, Samuel te dije que no mencionaras nada en los comentarios pero sera un placer platicar contigo, Vienen capítulos algo fuertes por cosas de las que no me siento muy orgulloso pero bueno para eso vivimos, Para aprender a ser mejores, Ojala les gusten los demás
  • Posteado el
  • 24 de May de 2013 - 04:59 AM
Exelente!
No akostunbro a comentar pero e seguido tus relatos desde el primero y me paresen exelentes, Me probocas enbidia por todo lo que as vivido
  • Posteado el
  • 24 de May de 2013 - 10:32 AM
Joder! Excelente diario…
Joder tio, mas q excitacion tu relato me llego al corazon :'3 hiciste relacionarme contigo, tenemos hasta el mismo problema de desarrollo (a excepción que soy un año menor que tú) :) Gracias por compartir tus historias, y espero continues. Te deseo lo mejor :D
  • Posteado el
  • 24 de May de 2013 - 03:16 PM
BUEN RELATO AUNQUE ALGO EXTENSO
Como que le falta algo para sentirlo más caliente
Tiene mucho sentimentalismo
y como recomendación sane, te digo que no te aferres a una sola verga que jamás podrá ser tuya totalmente
Y a tu entrenador búscalo, él te hará feliz y te sentirás en las nueves.
Aprovecha el tiempo, para que no sea uno más de los arrepentidos como yo....
Manuel
  • Posteado el
  • 24 de May de 2013 - 07:12 PM
Gracias!
Bueno para empezar gracias por pues por seguir mis historias, Si lo se tienen mucho sentimentalismo pero después de el encuentro con Jose Luis los sentimientos se acabaron, A partir de los 16 años comencé a vivir la vida, A disfrutar a cada hombre que quería algo conmigo, Nunca fui ningún facil pero como dije antes esa es la vida, Disfrutarla pero con medida, Con el que sigue no se la van acabar
saludos!
  • Posteado el
  • 27 de May de 2013 - 04:46 PM
como te lo he dicho simplemente lo mejor...
hola Yair soi yo de nuevo pablo... fíjate q con este relato me hiciste recordar a alguien q una vez igual a mi me dijo q me amaba, pero en realidad lo q el siente es simplemente deseo... fíjate q tanto tu como yo tenemos algo en común.. siendo algo breve tengo 2 tios hermanos de mi mama q casi son de mi edad bueno uno tiene 23 y el otro 21 y yo voy para 20 este año y con ambos me he acostado ahora como dices tu yo también he sido una zorra con las personas q eh estado pero con ellos dos es simplemente deseo ellos no sienten nada por mi ni yo por ellos, a veces cuando tienen ganas de hacerlo conmigo están ahí fregando y la verdad yo soy como mujer cuando quiero quiero y cuando no pues no y entre besos y caricias me dicen te amo... cuando yo en realidad se que no es amor, es solo deseo y se van conmigo por que saben que no lo harian mejor con otra persona que conmigo y es algo q tenemos en común, sabes a tu corta viviste muchas cosas q a veces las recuerdas y las analizas y dices a poco yo pase todo eso, pero pues bueno no se a lo mejor nuestro destino tenia q ser asi y pues nada solamente afrontar las cosas conforme van pasando, algo con lo q concuerdo contigo es q ahora es cuando debemos aprovechar nuestra juventud no importa como o con quien lo importante es q lo aprovechemos por q mas adelante asentaremos cabeza y ahí ya es otra cosa...
Yair lo mismo de siempre muy bueno tu relato; hubo una persona q dijo q lo quería leer era mas sexo, la verdad en la vida no todo es sexo, tanto tu como yo y como todos podemos tener sexo, pero hacer el amor es otra cosa, sentir que alguien te quiera es maravilloso; tu combinas las dos cosas y es lo que me agrada de tus textos que bueno q compartas tus experiencias por este medio por q asi yo también voy aprendiendo de ti y de las cosas q a mi también me ha pasado... tu no debes de agradecer nada por los comentarios, al contrario somos nosotros q te debemos dar gracias por compartir tu historia por este medio por q al menos yo, en mi punto de vista tenemos mucho por aprender y para mi tu eres la persona indicada para poder mejorar nuestros actos cada dia.....
muchos saludos, a echarle ganas y animo, como quien dice a agarrar al toro por los cuernos y demostar al mundo q nosotros podemos alcanzar metas de cualquier manera... saludos desde el edo. de mexico a Veracruz... buen dia...
  • Posteado el
  • 30 de Oct de 2013 - 04:04 AM
escribiste algo mal y nadie se ha dado de cuenta
mira no se pero note que en unos cap anteriores dijiste (( ''No me llames Yair, Mejor dime “Lalo”Dije ignorando todo lo que estaba por decirme, Me fui de su casa, Tome el Taxi y llegue a casa '')) y resulta que ahora lalo es ese chico el cual es tu adoracion .__.

((Yo: ¿Eduardo? ¿Lalo, Eres tú? Si soy yo, Yair- Tenia una gran sonrisa en mi rostro y una emoción en todo el cuerpo que me hacía tartamudear))
((Yo: Y yo a ti Lalo, Pensé que te habías olvidado de mí))
valla, debes fijarte en esos detalles ;) n__n y bueno bye muy buenos relatos los tuyos :3

Solamente usuarios logueados pueden comentar. Registrar oder Iniciar sesión.

 

 

Estan chateando

¤ crosty
¤ Rex45
¤ Santipu
¤ raqueinct
¤ calienteymorboso
¤ juanpalos
¤ Almendra
¤ SumisoDFBuscaAma


Entrar Chats Sexo

 

Menú de Usuario

Usuarios Online:
 Registrados:64 
 Anonimos:2515 
 Total:2579 
  Contactos  Calientes
         en tu Ciudad


Referencias

Zoofilia   Bondage   Sexo   Incesto   Erotico   Gays   Travestis   BDSM