Ultimos Relatos Eroticos





Relatos Eroticos Intercambios Trios


Dos Jovenes se follan a mi mujer en un parque, yo termino la faena.

Publicado por Anonimo el 27 de Oct, 2006

Mi esposa se insinua a dos jovenes en un restaurante abierta de piernas sin bragas, yo les invito a tomar el cafe en nuestra mesa. Ante la indicision de los jovenes Ana toma la iniciativa y les pregunta ¿Quereis comerme el coño?
Hola os paso a contar este otro relato que nos paso en Aranjuez hace dos años,

Esta aventura, sucedio de viajando hacia Madrid, abrian pasado dos semanas de la anterior con el chatarrero.



Decidimos parar en esta bonita ciudad antes de llegar a la capital. Luego de un descanso en el hotel, salimos dar un paseo, decidimos cenar en la terraza de un restaurante, no estaba muy concurrido, Ana hacia lo de costumbre las piernas abiertas enseñando sus bragas, mientras disfrutabamos de un buen chuleton de Avila, algun miron estaria disfrutando, yo al estar de espaldas no lo veia, pero por la actitud de mi mujer era obvio que tenia algun admirador, e incluso la pille sonriendo a alguien, “Cuentame que esta pasando” le pregunte intrigado “Un par de jovenes que no me sacan ojo, como me gustaria fallarmelos” dijo con cara de zorra.



En estos casos la tactica es ir al servicio y al regreso puedes ver lo que tu mujer enseña y quienes la esta mirando, al fin y al cabo es un disfrute de los dos, y si efectivamente la imagen era erotica, las bragas de mi mujer se veian claramente con la luz de la farola que habia al frente y los jovenes a que se referia estaban entre los 18 a 20 años, cambie mi asiento para el lateral de la mesa, con el proposito que la vieran mejor y yo disfrutar de lo que acontecia.



“Ve al baño y sacate las bragas” cuando lo hizo paso rozando a uno de los jovenes insinuandose, cuando regreso y nuevamente se sento lo hizo subiendose ligeramente la falda, el coño peludo de Ana no podia pasar desapercibido, los jovenes se miraron entre ellos sorprendidos, y dandose cuenta que yo estaba de acuerdo, me miraron echandome una sonrisa.



Sin mediar palabra con Ana me levante de mi asiento y me fui hacia ellos, cuando los encare se mostraban un poco nerviosos, mi invitacion calmo situacion “Cuando termineis de comer, tomad el cafe con nosotros”, los jovenes se apresuraron en finalizar la cena y en menos de cinco minutos, los teniamos sentados con nosotros.



Nos presentamos, -Julio y Andres- yo por primera vez presente a Ana como mi esposa Ana los beso como si los conociera de toda la vida comenzamos comentando algo sobre futbol y luego al grano Ana seguia abierta de piernas y ahora el coño se lo veian con suma claridad, “Por lo que veo os gusta el coño de mi mujer” y antes de que contestaran, suelto la pregunta ¿Os gustaria follarla? reino un silencio absoluto, los jovenes miraban a Ana y era notable que se la comian con los ojos y por primera vez en nuestras aventuras sexuales, ella toma la iniciativa ¿Quereis comerme el coño? Lo dice pasando la mano por la raja, “Sii” dijeron los dos a la vez,



La mayor parte de los comensales ya se habian retirado, quedaban un par de parejas y el camarero que tambien se habia dado cuenta de la exposicion del conejo de mi mujer y no paraba de dar vueltas para gozar de la vision, Ana estaba excitada con sus nuevos amigos, la conversacion siguio por un buen rato, el joven que tenia Ana a su derecha, se tomo la libertad de meterle la mano entre las piernas y sobarle el coño.



Decidimos darnos un paseo y buscar un lugar apropiado para follarse a mi mujer, los chicos al igual que nosotros no eran del lugar y consecuentemente no sabian donde ir, finalmente se nos ocurrio ir a un enorme parque que hay en el centro de la ciudad, el lugar era perfecto, muy cerca del rio habia un jardin bastante discreto con asientos, deje que los chicos se sentaran con Ana y yo lo hice en el asiento de enfrente.



Los chicos no tardaron en sacarle las enormes tetas de fuera y comenzaron a comerselas y sobarselas, uno de ellos edemas le frotaba el coño haciendo que Ana se moviese como una puta y gimiera de gusto, yo tenia mi poya en la mano y me la estaba cascando, disfrutando de ver como se magrean a mi mujer, Ana le saco a Julio la poya de fuera para darle una buena mamada, mientras lo hacia tumbada sobre el dejaba el culo descubierto situacion que aprovecho Andres para darle una buena sobada de nalgas.



Ana se sento sobre Julio clavandose en su miembro, comenzo el movimiento el joven la agarraba por las tetas estrujandoselas, Andres ahora se mantenia inactivo disfrutando al igual que yo como su amigo se folla a mi mujer, Julio se corrio inundandole el coño de la zorra, Ana se pone de espaldas con las manos sobre el banco con el culo en pompa y abierta de piernas “Vamos chico, follame” Ana se referia que la penetraran por el culo pero Andres no cogio el recado y opto por el coño.



Mientras Andres folla a mi mujer, se acercaron dos mirones de muy corta edad a disfrutar del show, lo hacian de una distancia prudente, Ana tiene un orgasmo, Andres comenzo a moverse con rapidez y violencia haciendo que las tetas de Ana balancearan como si tuviesen vida propia, el chico la trajo fuertemente hacia el y se corre dentro de mi esposa.



Le pido a Ana que se acerque a mi, yo sigo sentado con mi trabuco en la mano y le pido “ Sientate sobre mi y metetelo por el culo puta” Ana me moja la poya dandome una mamada y dejando su saliva, me da la espalada la ayudo a sentarse, segun se va bajando con una mano enfoca mi capullo en su ano y cuando lo tiene en posicion se deja caer introduciendo todo mi miembro dentro, ante la atenta mirada de nuestros nuevos amigos y los dos mirones que se habian sumado.



Yo no tengo que hacer nada, Ana lo hace todo, se desliza para arriba y para abajo en mi poya, los dos visitantes de corta edad ahora estan sentados frente nosotros mirando con Julio y Andres como le follo el culo a mi mujer, tanto a Ana como a mi nos encanta ser observados mientras follamos.



Cuando Ana sitio que le inundaba el culo alcanzo otro orgasmo, se limpio a unas servilletas de papel y se acomodo las bragas, seguia con las tetas de fuera, me dirigi a los dos pequeños que avian llegado de imprevisto“Ale darle una sobada de tetas, e iros a dormir” eran muy jovenes para iniciarlos, los dos timidamente le tocaron los pechos de mi mujer y salieron corriendo.



Un saludo Paco y Ana





Autor: Anonimo




 

Clasificacion Actual:

Commentarios

  • Posteado el
  • 01 de Sep de 2009 - 11:38 PM
Re: Dos Jovenes se follan a mi mujer en un parque, yo termino la faena.
ojala mi mujer fuera como la tuya me encantaria ver como la follan dos tios desconocidos,solo de pensarlo me pongo a tope.

Solamente usuarios logueados pueden comentar. Registrar oder Iniciar sesión.

 

Disfruta del Sexo

Encuestas Sexuales

Has tenido sexo con otra persona delante de tu pareja mirando
 

 

Estan chateando

¤ pastoraleman2010
¤ Erica7
¤ paulina_gza
¤ labrador71
¤ barullo
¤ arrg09
¤ andytte
¤ jair88
¤ Krysell
¤ Santipu
¤ scoby834


Entrar Chats Sexo

 

Menú de Usuario

Usuarios Online:
 Registrados:88 
 Anonimos:4169 
 Total:4257 

Webs amigas

Referencias

Zoofilia   Bondage   Sexo   Incesto   Erotico   Gays   Travestis   BDSM