Ultimos Relatos Eroticos





Relatos Eroticos Travestis Transexuales


Mi primera vez como nena

Publicado por Anonimo el 26 de Abr, 2007

Hola a tod@s, les quiero compartir mi experiencia como nena, que espero les llegue a gustar, tanto como las que he leido en este espacio.
A pesar de que es la primera vez que escribo en Internet y que sea un poco rara la historia.



Mi nombre es Micaela, vivo en Ecuador, y por lo que veo a pesar de que tengo 23 años veo que la naturaleza me dio las cualidades de una preciosa nena: 1.60 de estatura, piel trigueña y fina, ojos cafe oscuro, largas piernas y muñecas delgadas que se unen a manos delicadamente finas y dedos delgados, asi como mis pies que son pequeños (calzo 35) y unas pestañas que hasta las chicas envidiaban por ser largas y onduladas, asi como mi cabello largo y rizado, hombros pequeños y lineas perfectas que caen en un culito apretadito y redondito.



Por lo mismo creo que tanta alabanza me abrio las puertas a un mundo diferente cuando era chico, pero esto lo interpretare como una epoca de curiosidades, me probaba las ropas de mi vieja, hasta que desarrolle mas bien un fetichismo hacia las botas altas por la sensacion relajada y excitante que me hacia sentir, junto a que veia a la Xuxa, quien tenia una vestimenta que me hacia sentir mas alla de solamente admirarla como todo “bajito”.



Esto fui desarrollando en la adolescencia y evoluciono de un simple fetichismo a experimentar excitacion de verme en un espejo y ponerme ropas ya sea de mi vieja, como de una vecina que de tanta excitacion me empezaba a identificarme como ella, sera porque no tenia una hermana a la cual imitar, o porque su forma de ser frente a los chicos me atraia: calentaba a todo el barrio con el contonear de caderas y su culo que se movia de un lado a otro, con el descaro de ir en faldas cortas o jean apretado y sus blusas puperas, caminando cerca de chicos babosos que queria tenerla para saciar sus deseos mas sucios con ella. Esto justifica que me gusten las chicas aun… quiero decir que soy una bisexual que disfruta de sentirse mujer en la vestimenta.



Las cosas cambiaron al tener la mayoria de edad ya que me hartaba de coger las mismas prendas de mi mama, aparte de que me enamore de la manera de vestir a la moda y de que me hice de un trabajo, donde comence a tener mi primera coleccion que no era tan fashion: Sandalias y botas de tacon, faldas, chaquetas, blusas, tops, jeans, tanguitas, medias, ligueros, pronto comenzaron a invadir mi closet y compartian el espacio con la ropa masculina. Fue tanta la ropa que tuve que esconderlo todo debajo de mi cama, donde cada noche me trasformaba en una linda nena que terminaba estimulando su “clitoris”. esto hasta que vi una pelicula de Travestis en plena accion que hizo que me transformara normalmente y que con la almohada imite como que fuera un chico que me estaba agarrando fuertemente de la cintura y yo zigzagueaba fuertemente al vaiven del placer, que me acababa dandome como a perro, cual perra en que me comportaba. Asi llegue a estimular mi anito primero con los dedos, que me hacia doler mucho, pero luego llegaba al placer inmenso. Siempre me imaginaba que me tragaba una verga en mi boca y que me acababa regando su nectar en mi piel, que me comia a besos como que fuera una fruta para ese hambriento, que unos brazos fuertes y unos pechos con vellos me aprisionaban para si este cuerpo delgado y fino, casi lampiño.



Un dia llegue a tal extremo en mi imaginacion que cuando ya lo hice con palos de escoba, me imaginaba que el dueño de casa me lo hacia con su pelo cano, su barriga colgada, sus brazos herculeos, su piel tosca y manos gruesas y que yo estaba con el cabello largo y negro, desnuda y con botas de tacon dandole placer a este macho cabrio; primero me estaba violando y me lo imagine borracho, luego me llevaba a una cama con petalos de rosas y con fragancia de orquideas salvajes, iluminado el cuarto con velas de luz tenue y a un costado un pedestal con una botella de champaña que el la cogia y me regaba por mi piel y me lamia mientras gritaba como una loba en celo, luego me amarcaba hacia el y me penetraba de una forma salvaje, como el me inspiraba mientras acababa en un grito de placer. Esto hizo que me gusten mas los hombre maduros porque los chicos de mi edad era delgados, caras lindas y tirados a ricos por lo que pavonean, sin ser lo que son.



A veces creo que son mariquitas, por ello me gusta oler a un macho maduro, con manos toscas, que sin ser corpulento me estreche con sus brazos fuertemente hasta hacerme delirar, sus canas y sus cabellos canos y su falo en ereccion, fruto de tanta experiencia con su mujer y amantes que no le han dejado satisfecho, penetrarme hasta llegar a saciarnos del placer carnal.

Asi fue que me llegaba a vestir como una mujer madura, casi como las viejas burguesas mujeres de los empresarios, que estaban en la etapa de estallar en toda su sexualidad. Esto sin dejar de vestirme como las chicas jovenes y atrevidas. Todo por llegar a gustar a un hombre maduro deseoso de conocer una nena que lo reviva a sus “epocas buenas”. Un dia fue que queria que un hombre de un grupo con quienes bebia, me abraza para confesarme sus desdichas con el alcohol; el rozar de su quijada a medio afeitar, su olor a trago y sus canas casi me hace caer de emocion, pero luego se sento y se durmio.



Al ayudarle a descansar en su cama y acostarle en ella, pude ver que estaba dormido e inconciente, por lo que me decidi a probar de “su material”, era un miembro de 16cm, pero su olor a macho me desperto unas ganas de coger ese miembro, luego me lo lleve a la boca y era lo mas rico, claro que tuve que inhibirme. El seguia dormido, pero tocaron la puerta y tuve que dejarlo solo, al fin y al cabo no podia aprovecharme de ese viejo.

Esta experiencia fue la suficiente como para buscar ese hombre maduro que me haga sentir su nenita obediente. Fue asi que en algunos canales de tv pasaban contactos por celular buscando pareja, casi todos para heteros buscando chicas (seguramente los “mariquitas”) entonces me decidi salir de la simple imaginacion para buscar al macho cabrio en la realidad.



Tuve que armarme de paciencia y casi decepcionada luego de dos intentos fallidos con chicos mayores a mi con pocos años, para que diera frutos mi espera. Fue cuando me estuve hasta las once de la noche y vi el mensaje de un man que buscaba una travesti de la ciudad donde vivo, dio su numero y crei que lo habia anotado mal. Me arme de paciencia para a eso de la medianoche cerciorarme que no era mentira y que anote correctamente ese numero. Por ello es que me voy a acostarme y trato de armar la estrategia.



No voy a mentir: senti los nervios mas grandes y me cogio unas pulsaciones y un calor sofocante se me vino en la cara. Hasta que me decidi a mantener una conversacion en la que un hombre de 46 años y abogado se interesaba por alguien de mis tendencias; le dije que era joven e inexperta, por lo que casi se desanima, pero le insisto y me promete que me llamaba al siguiente dia. Me lleno de tantas ansias que no me dejo dormir sino dos horas despues. Me acuerdo que ese dia me fui a camellar y antes recibi una llamada que me desperto de mi cama, pero no supe preveer que hacer, entonces no conteste y me dejo un mensaje de voz. Estuve comprometido en contestar porque pense que aqui se me iba una gran oportunidad, su voz tenia un timbre de un hombre maduro y que se imponia con su fuerza, talvez con bigote y corpulento. Voy practicando la voz de una man que era romantica, que mas se parezca a mi en la personalidad, pero que era lo mas femenina y nena posible, pero sin dejar de lado la seduccion.



Llamo de una cabina y me dice que tengo una voz hermosa, a pesar de los nervios que me delataban la voz quebrada, de pronto converse breve y le menti que estaba saliendo de estudiar y que por ello no me debia llamar sino a la hora en que entraba. Me hizo la promesa y cerro dandome un beso volado.



Al llegar a la casa me llene de ilusion al ver que un hombre maduro me estaba acogiendo para no solo darme placer sino amor cuando me llamo y conversamos por largo rato y le expuse mi inexperiencia y el las ganas de hacerme de el. A pesar de las insinuaciones se porto como un caballero conmigo, lo que me puso mas ilusa de conocer a Pablo. Concertamos la cita y me despido con un besito rico, pero mando un mensaje para ultimar detalles. Al siguiente dia entre nerviosa y expectante, aunque desconfiada me preparo para la huida, pensaba estar lo mas temprano en la cita asi que a partir de la mañana aliste la mochila con la que me transformaria, llevaba la ropa para ser Lady Micaela.



Luego la encargue a un conocido para luego irme a bañar, aunque no estaba del todo convencida de que me iba a ir bien, ya que el pensaba hacerla al apuro. Al fin pude hacerle al baño con depilacion y me fui para llamarle. Cual seria mi sorpresa que el no quiso hablar conmigo y me puso contestadora. Senti una rabia que hasta me hizo llorar cuando me di cuenta que era otro esfuerzo frustrado.

Pasaron meses en los que pase deprimida, sin saber que hacer, pero me anime a buscar mi naturaleza y comprenderme. Me anime a llevar una terapia hormonal y me comenzaban a crecer los senos y se ensanchaban las caderas, mi piel tenia una contextura fina y pensaba como una chica.



Me sentia una nena orgullosa de su cuerpo y me llegue a maquillarme con mayor habilidad y a ser detallista en mi aspecto femenino adoptando poses y aprendiendo a caminar en tacones de aguja. En eso llego un dia en que me llama, era una tarde que amenazaba lluvia. Me dice que para ver si me voy a pasarla con el una noche y no podia creerlo, era Pablo. Yo al principio no sabia que decir ya que eran dos veces las que me deja sin hacer realidad la ilusion de encontrarme con el, pero su voz y una corazonada en mi hizo que me entusiasmara para encontrarme,. Lo que si hice es tratar de que me valia verga.



Esto creo que llego a convencerle ya que al rato me puse a alistar la maleta y me llamo como dos veces mientras me alistaba en el aseo del ano y una rasurada al apuro y llevar las cosas indispensables. Sere franca: no me sentia ilusionada y por ello el descuido y me fui vestido como un chico. Me embarque en un bus que me llevaba cerca de donde nos ibamos a topar y a medida que me acercaba me llamaba diciendo que me esperaba y estaba como ansioso y estaba dudando de que el estuviera con buenas intensiones, o que se burlaba de mi haciendome creer que estaba esperandome y que en verdad me iba a ver por alli para ver si le convencia y sino para largarse. De todos modos llegue al lugar donde nos debiamos topar y me llama, cuando le dije que ya estaba alli me dijo que le esperara y me describio la marca del carro en el que iriamos. No pense que un carro llamativo fuera de un man que se burlo de mi dos veces, en diferentes personalidades.



Pero llego: estaba a una cuadra de donde nos teniamos que topar y me llama diciendo que ya ha llegado y subi a verlo porque divise un carro parecido al descrito. El mismo era el que estaba dentro de un Chevrolet Silverado azul. Me abrio la puerta y me encontre con un viejo de cabeza cana, flaco y colorado, diferente a lo que me imaginaba antes. Mientras me saludaba y echaba a andar el carro lo compare con un man que actuaba de malo en peliculas (como Burt Reynolds ya cano), por lo que tuve un poco de miedo y a la vez me encantaba su apariencia, que trataba de disimular conversando varias cosas.



Llegamos a la casa y me dijo que compre licor, cola, tabacos y un paquete de velas; analice lo que ibamos a hacer: chupar, fumar, conversar y…¿velas? temi que lo ultimo era algo para sodomizarme y mas cuando llegamos y me hablo del tal Marques de Sade, por lo que temi que me quisiera hacer daño por practicas sado masoquistas. Todo esto quise apaciguar cuando llegue y el me dijo que me pusiera comodo. Yo no quise perder el tiempo y le dije que de una vez me iba a vestir de mujer (estaba como chico), me presto el baño y alli comence mi transformacion, siempre convenciendome de que le iba a impresionar: comence por un conjunto de cuero de sosten y tanga de hilo, top de tiras verde, el jean primero que tuve, botas altas charoladas y chompa de cierres tipo rocker. Me maquille con colores calidos fuertes en los parpados, rubor, delineando el contorno de mis ojos, colocandome pestañas postizas, labial champaña y me coloque una peluca que recien adquiri y que me hacia ver erotica, me vi parecida a Julia Roberts en Pretty Woman hasta por la peluca, sino que la mia era castaño oscuro, pero la misma forma putisima, y me coloque el collar punk, la gargantilla laminada, las pulseras y los aretes redondos a presion y me puse un perfume exotico.



Todo con una tranquilidad que el mismo Pablo estaba impaciente.

Sali y le vi sirviendose un trago y alistando una pipa de base. Alzo la vista y se quedo mirandome, casi se atora viendome como una nena tan provocativa, con mirada maldita y perfil de nenita inocente. Le sonrei como pidiendo una respuesta y el despues me dijo que estaba barbara, que trasformacion que habia tenido, pero como no era suficiente, me dijo que estaba linda y trataba de insinuarme haciendo que me de una vuelta. Parecia que le guste, pero trate de no hacerle notar, cosa que no lo fue por mucho tiempo ya que al momento de conversar hice notar mi inseguridad, que quise tratar de disuadir reclamandole por sus otras citas frustradas, cosa que le dije la verdad sobre ello.



Hubo la disculpa y despues de confesarle la verdad sobre mi travestismo, conversaba de sus fracasados matrimonios, de sus encuentros con muchas chicas, de sus viajes a varios paises, de su filosofia, me dijo que me acercara y me pidio que me sentara en sus rodillas y me senti como una nena que abrazaba a su papa, hasta que me estampo un beso que al principio no sabia como seguir, pero luego me dije que esto era lo que buscaba, pues le di mas profundidad a ese beso. No quise perder el tiempo y le quise quitar la camisa, cosa que el noto y trato de tranquilizar sus impulsos, hasta que hubo un rato en que me abrazo y nos besamos jugando con nuestras lenguas y le logre quitar su camiseta para que luego pueda con mis besos recorrer su cuerpo y pude ver su velludo pecho, bese sus tetillas y llegaba hasta su ombligo, lo que le bese y volvi a su cuello y le dije que me diga cosas sucias, cosa que el man se queda primero frio de tanta pasion, para luego decirme que le parecia rica, que queria que sea su puta por siempre, que le gustaba esa personalidad. Luego le quite el pantalon y vi una cosa de 18cm. que me dejaba excitada y olia a macho, tal como me imagine y le comence a chupar y a seguir estimulando su ser.



Esto en diez minutos cuando me retiro de su cabeza y me dijo que me lo queria mamar, cosa que me senti mal porque me hacia sentir hombre vestido y no la mujer que mamaba su pene. Entonces me dijo que haga silencio y se me subio dejandome acostada boca abajo y me dominaba; para sentirme aun mas dominada hice que sus manos sujetaran mis muñecas mientras me trataba de penetrar. Por suerte ya practicaba con un consolador grueso, que ya lo acostumbre para mi actual hombre, logro metermela con un poco de dolor, que se convirtio en placer momentaneo. Tanto placer me iba a llevar al momento y por ello me separe de el argumentando que me iba al baño. No reclamo y deje que se relaje tomando un trago y fumando base.



Pero ni bien entre al baño y acabe de mear y me iba a retocar, el me alcanza y nos vimos en el espejo mientras me besaba el cuello y yo parada delante de el tratando de acariciar sus caderas y estimularle. Luego le mamo nuevamente ese instrumento y el me dijo que me esperaba. Luego regrese del baño haciendole una insinuante pose en la puerta me comenzo a decir que siempre quiso fumarse base mientras cogia un culo. Le di gusto y le estimulaba con la palabra para que se sienta como Jim Morison. Luego de ello le di mi culo para que lo acaricie mientras me veia en el espejo: parecia una puta barata, callejera y con cara roja de placer mientras le pedia que me golpeara las nalgas, cosa que lo hizo duro y me senti por los cielos cuando volvia el y me estrecho con sus brazos que parecian sin fuerzas, pero que me estrechaban fuertemente y nos dimos un beso y baje para mamarle la verga y me decia cosas sucias como “que rico culo mamita”, “que rico ano has de tener” y me comenzo a lamer mientras gemia de placer y le mamaba con mas fuerza su verga en una pose 69.



Parecia que no iba a llegar el momento y me estaba arrepintiendo de ir alla. Apago la luz y de pronto el man me tomo y me dijo las mismas cosas sucias pero con mas convencimiento, cosa que me puso nuevamente caliente, pero el tomo la iniciativa para tomarme mi “clitoris” y estimularme, pero lo hacia de manera inexperta que lograba ir demasiado con los dientes a los puntos erogenos del glande. Le retire mientras me decie cosas ricas (ya no las sentia sucias) mientras me lamia el ano y crei que ya, pero de una manera menos impulsiva que fui capaz de perdonar que con la misma ansia que me hizo doler el ano y penetrarme. Ya eran las dos de la mañana y senti que me aprisionaba y respondia su caricia, cosa que el man comenzo de nuevo y deje que me estimule el “clitoris” hasta que ya no aguante mas y me decia que queria beber de mi leche, cosa que lo hizo cuando me embale del puro placer.



Luego creo que fue una vitamina para que yo enganche su miembro grueso a mi anillo, entro de una por el ansia que tenia yo, luego me trepe sobre el y no deje que descanse y segui bombeando con un placer que gemia como una perra en celo, asi papi…asi…todito para ti papito bello…eso…mira a tu nenita como lo hace…para su papito bello...eso…abreme el anillo…abreme , hasta que senti que mi hombre me gritaba cosas y que me amaba, que queria que este para siempre en su lado, que era la mejor puta que habia visto, que era su nenita y el su papa y que ese era mi premio por zorra, hasta que las ahogo en un sonido gutural y senti que me la rego toda y gemimos como que fueramos a morir, pero de felicidad mientras me apretaba mis nalgas y bombeaba con mas energia excitada, sintiendo que sus mieles regaban mis entrañas y que me corria por segunda vez y sin necesidad de estimular el clitoris.



Nos quedamos pegados mientras le di el beso mas largo que recuerde, solo el de mi prima sera el beso mas largo que este, pero el abrazo posterior fue largo, nos quedamos en la misma posicion mientras trataba de buscar otra eyaculacion y el me tranquilizo, luego de tanto insistir me convencio y disfrute de ese momento tan intimo, tan hermoso que ninguna mujer me lo ha dado y que el con su masculinidad madura, me lo ha dado. Otra cosa que me gusto fue que mi pose favorita, la que practicaba con la almohada y uno que otro peluche, fue la que dio paso a este momento.



Nos quedamos pegados como perros y nos acariciabamos. Pero el momento mas bello fue cuando me estrecho fuerte y me beso y me dijo: ¡te amo!, la cosa que el dijo que no estaba seguro de decir a cualquiera, que era sincero y que lo hizo en el momento mas adecuado. Lo abrace con todas mis fuerzas y le dije que yo tambien lo amaba, y me deje llevar por el momento. Fue lo mas hermoso vivido hasta aqui y me garantizo que se iba a repetir, ojala y de mejor manera.



Desperte y estaba sola como una puta luego de una noche de excesos y cual seria la sorpresa que me trajo el desayuno en la cama y me dijo que estaba de apuro, que si lo acompañaba o me iba despues, pero le hice la misma provocacion como para que lo hicieramos otra vez y nos quedaramos un rato mas.



Esta fue mi primera vez y espero que les haya gustado mi experiencia, si quieren contactarme les dejo mi correo y me cuentas tu historia o tu comentario:

ladymicaela_tv@hotmail.com

quiero saber de ti

te espero

Bye



Autor: Anonimo




 

Clasificacion Actual:

Solamente usuarios logueados pueden comentar. Registrar oder Iniciar sesión.

 

 

Estan chateando

¤ ToberinBta
¤ morbincest
¤ andres_DL
¤ Braian123456
¤ Santipu
¤ agmm92
¤ guadalajareño
¤ Gatabolica
¤ georgieboy


Entrar Chats Sexo

 

Menú de Usuario

Usuarios Online:
 Registrados:80 
 Anonimos:5244 
 Total:5324 
  Contactos  Calientes
         en tu Ciudad


Referencias

Zoofilia   Bondage   Sexo   Incesto   Erotico   Gays   Travestis   BDSM