Ultimos Relatos Eroticos





Relatos Eroticos Sado Bondage Mujer


MI PRIMERA ESCLAVA

Publicado por Anonimo el 24 de Abr, 2016


Durante la semana soy un profesional altamente cualificado, mi trabajo siempre me a robado tiempo para todo, si estoy muy bien remunerado, un nivel de vida alto, pero al llegar a mi casa a veces incluso a media noche termino rendido, estresado, ello me costó el divorcio hace cinco años, pedí cambiar de ciudad, me ofrecieron Sevilla, con un sueldo aun mejor.
En mi juventud, tuve escarceos homosexuales, cuando conocí a mi ex deje de tenerlos, pero ya sabía yo que no le hacia ascos a follarme a un tio.
Me dediqué a mi trabajo compré una casita en un pueblo cercano en una tranquila urbanización, tuve algunas "amigas", soy un hombre que fisicamente me definiría interesante, 1,86 de altura, 84 kilos, pelo castaño ojos azules, 42 años, 19 cms de "paquete", por mi trabajo siempre voy con traje y corbata, soy un hombre ordenado, meticuloso, algo maniatico con el orden y la limpieza.
Hace ya años que estoy en esta pagina, leyendo relatos, de distintos signos, hasta que descubrí los de travestis, poco a poco me fuí interesando hasta terminar por solo leer de ese tipo, sobretodo las sumisas.
Nunca habia hecho nada de "dominación", otra tarde fui a un sex-shop, cuando llegué a la zona de bondage dominación y ver expuesto tanto corses de cuero negro botas altas, juguetes de todo tipo, para estos tipos de juegos, salí muchisimo más excitado de lo que imaginé al entrar.

No he probado ni a 40 ni a 80, solo a dos, las dos que sigo teniendo a "mi servicio", pero no quiero adelantarme, quiero contar todo como fue la primera vez, el fin de semana en casa lo pasaba, solo, me ponia a ojear los ssex-shop on line, empecé a comprar, a recibir paquetes, a ver en real todo, a tenerlo, nada de comprar idioteces de plastico, para simulaciones, esposas candados, dildos pinzas cera, collar correas cuerdas anillo para anillado del pene, vestuario barra espaciadora para pies y manos, perrera, en unos cuatro meses, poco a poco había montado una autentica mazmorra, pero en mis anuncios, ninguno me interesaba, quizas por mi miedo al principio de "esa primera" vez, me "empapaba" de todo lo referente a la dominación el sadomasoquismo y los travestis, hasta el mes de marzo pasado.

Era una contestación a un anuncio antiguo mio, le contesté explicandole mi dificil horario en dias laborables, como a todos los anteriores le pedí una extensa carta de presentación, con todos sus datos, un chico de 29 años sin plumas, de ningun tipo, soltero con trabajo, viviendo en piso compartido, sin experiencia, pero seguro de lo que deseaba, le gustaba vestirse de mujer, deseaba exhibirse ante un "macho" por primera vez, le exitaba, ser humillada "castigada", buscaba "ser propiedad" de un macho, no ponia limites pues no sabía cuales eran sus limites, solo pedía discrección paciencia y buen rollo, su carta era mucho más extensa, pero mas o menos así comprimida.
intuí era "distinto" a los que habia recibido hasta el momento.

No fue un te pillo y aqui te mato, tanto "ella" como yo, teniamos mucho miedo en dar definitivamente la cara, empezamos a charlar por whatsapp tras dejar los e-mail y por skype, mide 1,68 metros 67 kilos, cuando empezamos nuestras charlas por whatsapp, ya iba de sumisa total tanto que me parecia me tomaba el pelo, despues todas las noches que nos era posible por skype, él era así cuando entraba en estas charlas como despues en el sexo, tras varios dias charlando incluido el paso de un fin de semana, me decidí convencerlo para conocernos, era tan reacio como yo, le convení diciendole que a mi me ocurria lo mismo, por fin lo conseguí le dije que el viernes estuviera atento a mi llamada pues no sabría cuando saldría del trabajo, por fin lo cité a las 7 en la terraza del bar de una de las estaciones de autobuses de Sevilla, llegué yo primero, me senté pidiendo una caña, ya abril en Sevilla, se hizo esperar, por su miedo, esta por allí dando vueltas sin ser visto sin decidirse a ir hasta que lo llamé por segunda vez, por fin apareció aun hablando conmigo por telefono, imaginé era él, por sus datos fisicos.

yo iba con mi traje y corbata, él dire eso al ir de hombre, iba en vaqueros una camisa, cara "aniñada", pelo largo recogido en una cola pero para nada ni la mas minima pluma eso si sentado, desde el primer momento esperaba que yo hablara, llevara la conversación, lo fuí tranquilizando, me gustó ese comportamiento, como él en si, era lo que buscaba, al menos en el fisico pensé despues veriamos en los "juegos", se fue soltando afianzando conmigo, su cara suave, no como la mia de barba cerrada y dura, labios grueso carnosos de boca pequeña, nos despedimos y conduciendo a casa, decidí sería él, mi primera "perra".

Esa noche, chateamos, le dije si mañana sábado tenia lago que hacer, me dijo que ni sábado ni domingo, no quería precipitarme, le dije si quería venir a mi casa mañana, aceptó y se fue "destapando", al decirle yo que debia "estar muy bien vestida de mujer", ella me dijo, que habia llegado a casa muy excitada, se habia masturbado nada mas llegar, pues al verme con mi traje, alli tan alto a su lado, estaba toda la conversación muy cachonda, me dijo, casi esa misma madrugada nos citamos de como fue la conversación pero lo dejamos para mañana.

Lo recogí a las diez de la mañana, con mi coche, me lo llevé directo a casa, nada más entrar, le ordené dessnudarse quería verlo desnudo, le dije ver que clase de ganado habia adquirido, hablandole asi tal cual, un cuerpo menudo bien formado, le di la vuelta, le di un azote e el culo que me recorrio de gusto el cuerpo pegué mi mano a su nalga apretandolo como reconociendo la calidad de la "perra", le dije me acompañara al baño, lo tenia todo preparado en cada lugar, empecé con unos enemas, en su ano limpiando exhaustivamente sus intestinos, solo con eso "ella" estaba mas excitada que yo mil veces, su culo termino drenando agua limpia tibia, como yo deseaba, una vez, le hice eso le dije saliera del baño, allí bien doblado tenia uno de los corsé de cuero con anilla a la altura del pecho, unos tangas de cuero tambien con anillas a los lados y en la parte de atras, medias transparentes negras, y las botas altas de cuero, el numero de las botas era un 42 y el suyo un 40, le indique se metiera algodones si le estaba grande, ella habia traido un vestido ropa interior y maquillaje pero solo le permití el maquillaje por ahora le dije, vestiria así.

Sali del baño, me desvestí en mi dormitorio, para vestirme con un pantalon negro de cuero ajustado y unas botas militares, me miré al espejo como tantas veces mi pecho velludo descubierto, me pregunté interiormete, ahi la tienes seras capaz de hacer lo que tanto has soñado en este tiempo, volví a mi salón me senté en mi gran sillon, frente veia mi pequeña habitación la que habia convertido en mazmorra veia el taburete, cuando ella se presentó.

No recordaba en nada a el chico que habia traido a casa, el pelo largo suelto mojado, los labios de un rosa fuerte, sus ojos, miré sus muslos fuertes apetitosos al vestir de esa manera, me atraia "esa chica", allí de pie quieta, como le dije, me levanté, puse dos dedos en su mejilla, pasandolos por ella hasta sus labios hablandole a la vez.

- Esta muy bien asi, ¿seguro que estos labios no a comido una polla?,
Negó con la cabeza.

- Sabes que lo que busco, no tiene vuelta atras, quiero "educar" "adiestrar" a una perra como tu, para mi servicio, seras de mi propiedad, dia y noche mañana y tarde siempre, con unas leyes que cumplir, con unos castigos si es incumplida, ya sabes que si no te ves capacitada solo tienes que decirme la palabra clave, mientras no la escuche subiré y subire de nivel, aqui tendras tus deberes, derechos ningunos las cerdas no tiene derechos, nada sera simulado, mis ordenes seran leyes que obedeceras sin preguntas, no hablaras,me pediras permiso para hacerlo, para pedirme permiso te arrodillaras ante mi, hablaras cuando te toque en el hombre, con el maximo respeto, solo te diré una vez todo esto como cada orden solo se repetirá una vez, al minimo atisbo de desobediencia recibiras un castigo acorde a la orden desobedecida, vestiras de mujer siempre, nunca vestiras nada sin yo antes haberlo supervisado y dado mi visto bueno no me gustan las sorpresas, te dirigiras a mi, aqui como mi Señor, asi empezaras las frases y ahora veamos si realmente mereces estar aqui una cerda como tu.

Vi el miedo en sus ojos, los ví al final de aquel discurso que habia pulido miles de veces hasta llegar a ese, al verlo el mas excitante para mi gusto, vi el miedo reflejado en sus ojos y sentí un enorme placer, no en mi polla, sino en mi cerebro, sentir ese poder, sobre otra persona, de forma tan real, habia leido tanto sobre la sumisión, libros que lo estudiaban sicologicamente, experiencias de otros, ahora dependia de mí debia demostrar que podría llevarla al 2extasis" que ella necesitaba, tendria que saber manejar la situación demostrar que sabía que me traia entre manos, cogi su pelo en la parte de abajo entero y le di una vuelta como si fuera una cuerda sobre mi mano no podia escaparse de mi aunque quisiera y lo llevé tirando de ella, ahí empezo sus primeros gritos, nadie podia escucharla, ademas de que si era un simple "curioso" pronto lo descubriría.

Lo llevé hasta la habitación directo al taburete, sin piedad, sin importarme si le dolia mas o menos, solo esperaba que si decia la palabra de seguridad pues pararía claro por muy excitado que yo estuviera, sin soltarla me senté y la acomodé parecía un experto fue rapidisimo como me senté inclinandola a su vez, colocandola lista para darle unos azotes de "bienvenida", empecé suave para que fuera calentandose su piel, al poco la tenia de nuevo gritando, yo esperaba su palabra de un momento aa otro pero no se producia lo que se produjo fue que ella lloraba, veia sus lagrimas, su culo castigado con mi mano, la solté la coloqué sobre la mesa pegada a la pared quedó quieta, cogi la crema hidratante, la eche en sus nalgas la extendi con suavidad sobre sus suaves nalgas, ella hipaba aun por el lloro, terminé volvi al salón dejandola allí, me senté suspirando, veia desde mi sillon el taburete y la mesa con el cuerpo de ella extendido inmovil obediente, ahora mi polla si se endureció mientras la castigaba no, pero fue como si lo hicera toda la vida, supe que al volver volveria a entrar en ese nirvana, volveria a no necesitar en esos momentos ni follar ni correrme pues mi cerebro disfrutaba mas de esa manera en esos momentos, miré el reloj aun era muy temprano, volvi a la mazmorra, la levanté obedeció docil, la llevé a la pared contigua alli colgado sobre cancamos tenia unas finas cadenas que terminaban en muñequeras de cuero negra la inmovilicé, le puse en sus tobillos una barra espaciadora metalizada para mantener sus piernas abiertas, no le puse bocado queria escuchar sus gritos, fui a la mesa, cogí una pinza de presión, por encima del corse conseguir sacarle la tetilla coloque la pinza sin coger el pezón cogiendole digamos toda la tetilla alrededor y la pinzé comenzo con un ronco gemido, fui aumentando la presión cuidadosamente poco a poco gritaba paraba volvia a apretar al poco cuando se habia "acostumbrado", grito, paré, hizo lo mismo con la otra las dos pinzas terminaban la cadena aferrada al aro de su corsé, la miré su cara era un poema el rimel corrido por los lloros los labios resecos por el dolor, miré las pinzas coloque mis dedos la miré estaba aterrorizada di un poco mas de presión a las dos con mis dedos, dio un grito, que continuo como un canto inacabable, mas flojo de intensidad pero sin fin le dije
- gimoteas como una cerda como lo que eres, cuando termine contigo, la perra mas fiel sera una mierda comparada contigo,

Ella a pesar de mirarme tenia como perdida la vista sin dejar de proferir ese inacabable y ronco sonido para poder soportar a lo que la estaba sometiendo yo, me retiré, fui a la pequeña estanteria no cogí la fusta primea que compré no me gustaba como manejarla, preferí mi ultima adquisición, una regla de madera de 90 cms flexible y fuerte a la vez, me puse a un lado la miré ella veria mi sadismo en mis ojos como yo el miedo en los de ella, le di en la parte delantera de los muslos el sonido muy distinto al del golpeo de mi mano, como el dolor, rapido como una explosión sus gritos se confudieron con el sonido de la regleta, esta vez no fueron espaciados.

La deje marcada los muslos como a veces le di un mas liguero golpe en sus genitales, que parecia la iban hacer que se desmayara, me fuí de nuevo al salón, necesitaba un cigarrilló, para calmarme un poco pues yo perdia a veces la noción al sumergirme tanto, mi polla volvio a excitarse mientras fumaba el cigarrillo, tras enchufar la cera a calentar en la cocina, volví a la habitación, la solté, le quité el tanga de cuero, le coloqué un collar en el cuello, le puse una anilla cogiendole la base de su pequeño pene y sus pequeños testiculos todo metido en la anilla pasé la fina y larga cadena por detras por su raja del culo y la "engatille" en la anilla de su nuca entre medias la cadena esta dividida por un pequeño tensor empece a tensar lo que provoca que tire de sus huevos y pene hacia atras con el consiguiente dolor hasta que quedó de nuevo lloriqueando la hice tumbarse en la mesa mirando hacia arriba, la esposé y pase una cadena a las esposas sus brazos estirados hacia atras al maximo dejando las axilas bien claras, la cadena la coloqué al cancamo, fui a la cocina mire la temperatura de la cera en el termometro, 60 grados aun estaba fria y espesa, cogí la paleta polvos de talco algodón los pusé en la habitación, despues volvi a por la ola casi 70 grados, aun quedaba un poco la desconecté y la llevé a la habitación la coloqué sobre el taburete enchufandola de nuevo, ella ya se imagino que iba a hacer.

77 grados pare, movi con la paleta antes le habia echado polvos de talco en su axila secado con algodon extendi la cera, ella daba gemiditos pensé esto no era nada para lo anterior, eche cera sobre las dos axilas, sus pelos eran largos, tiré gritó, hice lo propio con el otro, un nuevo grito, ahora fui a su pelvis al tener su pene y huevos tirados hacia atras tod su pelvis estaba ofrecida a mi, calente la cera un poco, volvi a los 77 grados, se lo extendí tras secarlo con el polvo de talco y algodon, lo saqué en tres tandas, pequeñas para deleitarme mas, con sus gritos, empecé con las piernas ya bien seguro y en una zona menos delicada, lo depilé sin titubeos ni lentitud, despues le solté las pinzas, las esposas el anilló, le quité el corsé de cuero, volví a esposarlo y depilé su pecho, sus testiculos tirando de la piel con mi mano para estuvieran tensos y disfrute con sus gritos al depilarlo desnudo de vello el poquisimo como en las piernas rubios endebles invisibles, le di la vuelta hice lo propio con su ano volvio a dar gritos con sus muslos y pantorrllas en la parte de atras, tras tres horas y medias desde que llegamos, le ordené bajara y quedara a 4 patas como una perra, le coloqué la correa, paseé por mi casa la parte de abajo, salon cocina le indique me chupara las botas, lo hizo, me saqué, mi polla en la cocina, le dije
- Chupalá
Lo hizo, primeriza sin saber pero "briosa", no me importó pues solté todo, lo acumulado en mis huevos, le dije
- Te la bebes toda cerda toda aaaah que gusto, asi vas aprendiendo a comer mi polla, asi suave lentamente, que me vas hacer correr ya, no quiero ver una gota en el suelo o lo lameras.

No pudo, parte se le cayó, pues mis huevos estaban repletos, pero no perdoné lamió el suelo hasta dejarlo limpio.

Lo que a continuación ocurrio, quizas no lo entendais yo si sé porque lo hice, ahora estaba relajado, ahora podía poner en practica la segunda parte esta ella no lo sabía, esperaba como imagino vosotros, ahora me la follaria se iria contenta y follada, no, una vez limpio con su lengua el suelo, la llevé de la correa al baño, le quité la correa y el collar, desnuda totalmente, le dije
- Ahora te vas a bañar desmaquillar y vestirte, para irte , vi su cara, te llevaré en mi coche, te dejaré en la tienda que quieras, compraras lencería de color blanco, incluida las medias y ligueros, te iras a tu casa despues y no te masturbaras, pues mañana vendras tu sola por la mañana usaras ropa de mujer la que quieras para limpiarme la casa, pero traeras como con la lenceria un vestido bien sexy para pasar la tarde conversando y unas copas y lo demas ya veremos .
.
.
.
.
sino vienes lo tomaré como que todo a acabado s vienes y descubro me has obedecido, tendrás un duro castigo.

La dejé donde me indicó, en una tienda de ropa, le dije que esa noche no nos conectariamos me debía obedecer y punto, me fuí a casa.

Esa tarde noche en casa me masturbé, pensando en la mañana y en que tenía una esclava, que la educaría hasta el limité, nunca pensé que no iba a aparecer, al otro dia, esperé, cuando pasó el tiempo viendo que no vendria, intenté el whatsapp el telefono nada, todo apagado, me sentó fatal, estaba tan seguro de mi mismo y de que ella habia disfrutado, volvi el lunes al trabajo, ya ese dia no insisti ni llamé ni nada como habia hecho el domingo, el jueves en el trabajo por la tarde recibí un whatsapp de ella me pedía perdón no contesté, insistió, varias veces, llegué tarde a casa al menos las diez de la noche, me duché me fuí a la cama, intuí que estaba conectada, tendido en la cama encendi el portatil, así era, rapidamente me habló pidiendome perdon, lei su disculpa, primero se habia masturbado en la noche, no podia mas me decía y habia sido un error, despues pensó en todo lo hecho, se avergonzaba e intentó, dejarlo todo, apagó durante dias todo, pero cada dia pensaba mas en mi ahora necesitaba verme, que no la "despidiera", solo le dije lo pensaré.

Por supuesto que la iba aceptar pero tenia que pensar un castigo ejemplar, el viernes o hablé con ella, ella insistió pero no lo hice, el sábado le mandé un whatsapp sobre las 7 de la mañana te quiero en mi casa a las ocho y media, a las ocho y veinte llamó en mi casa, traia una bolsa deportiva grande, cerré le dije
- Visteté maquillaté y te presentas a mí, fue al baño de abajo como la llevé la primera vez, vino maquillada vestida con un vestido estrechisimo blanco se intuia los ligueros llevaba medias blancas, se arrodilló ante mi, le dije
- sacamé la polla, lo hizo, chupamela lo hizo
estuvo un rato chupandomela hasta que me corrí con la misma orden todo bebido esta vez lo consiguió, le quité el vestido los dos de pie, la cogi del pelo tirando de ella ella gritando la llevé sin miramientos, hasta la habitación, la metí en la perrera y cerré, ella quedó alli quieta, obedeciendo.

Estuve haciendo un par de trabajos en casa en el ordenador en el salón sin perderla de vista pues la veia desde mi ubicación allí metida en la jaula sentada, yo trabajando, sobre las dos horas, fui a la cocina cogí el comedero de perro doble eche agua del grifo en el plato en el otro le puse galletas y fui abri la perrera se la coloque a un lado sin hablar volvi al trabajo, la vi beber agua como una perra unos 10 minutos despues y comer una galleta sin tocarla con las manos, comí unos lomos, llevaba encerrada mas de 5 horas, cuando la saqué, le dí una nueva sesión tan larga como la primera, terminada la sesión dolorida y llorosa la mandé al baño, ordenandole de nuevo se vistiera de hombre, no dijo nada obedeció, la subí a mi coche, fuí a un centro comercial con él, ibamos y yo elegía señalaba ella miraba su talla y lo cogia, vestidos vaqueros de esos que dicen legins lenceria,en blanco en negro en rojo, todos corsés y braguitas a juegos nada de sujetadores, zapatoa, yo iba pagando, bodys, él iba algo cortado, yo disfrutaba, de pensar que estaba dolorida y castigada por mi, ahi la tenia obedeciendo, tomamos algo en uno de los bares del centro comercial, volvimos a casa, le dí un buen enema anal, hasta que la dejé sola tras indicarle que vestir se maquillo se perfumo, era ya de noche, le serví una copa, la coloqué en la barra americana que dividia la cocina del salón, sentado en uno de los altos taburetes hasta que ella salio, la hice sentar a mi lado al irse a arrodillar, conversé ella me escuchaba, mi mano sobre su muslo acariciandolo y charlando, con la musica de fondo, sabía estaba caliente a tope, la habia "puteado" sobretodo este dia y eso una vez iba pasando el "dolor" llegaba a su mente la excitación, la misma que no pudo soportar la semana anterior, pero al volver sabía que tenia una perra a mi servicio, una esclava, pero ahora estabamos en otra fase, la de aceptarse como mujer como hembra, una cosa era someterla en el sadomasoquismo otra ahora, la de que mentalmente se aceptara, la tocaba el muslo, como decia me escuchaba, le decía que me contestara sin problemas que en esos momentos, le daba permiso, para hablar cuanto quisiera, cuando hablando hacia algun ademan o algo que me resultara masculino la corregía, ella fue entendiendo el "juego", me levanté dejé mi copa sobre la barra le quité la de ella, sus muslos al aire con las medias veia el empezar de los ligueros, cambié la musica en el pc a muy lenta y la hice bailar pegada a mi al principio, su cuerpo tenso, pero yo queria desde el primer momento una "mujer" a solas pasado su impacto principal, se fue dejando llevar, mi mano la pasaba por su culo respingon, sus muslos mi polla dura la restregaba contra su vientre, sintiendo como se calentaba.

La besé en la boca, para mi fue y sigue siendo como besar a una mujer, fue todo muy distinto, como temblaba su cuerpo cuando se apoyaba en mi pecho abrazada a mi, mi mano recorria su espalda su culo, bailamos tres canciones, terminó pegada a mi, siguio las canciones pero volvimos a sentarnos en el taburete cogi la copa bebiendo y la besaba, despues, me la llevé al dormitorio arriba, empecé y terminé como si follara a una mujer, solo que mas dominante empezamos con un 69 le di una comida de culito, que se me derretia de gusto comiendose mi polla con lujuria ella cuando la tenia a mil, la lubriqué lentamente sin prisas ella si la tenia por recibir mi polla pero yo la abofeteé cuando ella abierta de piernas solo con el corsé rojo, yo sentado frente a sus piernas y su culito levantado le introducia y sacaba mis dedos lentamente jugando con su culito, ella tiro de mi polla desesperada cuando saqué los dedos de su culito y le di una bofetada ella soltó mi polla, cerro los ojos se pasó la lengua por sus labios y siguió gimiendo, lloriqueando pero de placer al volver mis dedos pero queriendo mas y mas con mi polla.

Termine dejandola en un estado tantas veces leido por mi y informado como llegar a él, ella habia llegado a ese estado, febril, sudorosa, que al recibir cualquier sensacion en su ano la hacia gemir, me agarré mi polla pasando el lubricante que tenia en mi mano por ella la puse en su entrada y fue entrando viendo como su culo se dilataba cogia la redondez de mi polla y recibia mi venosa y gorda polla ella emitio un quejido que no paró mi polla iba entrando por primera vez en su culito, deseoso, entregado hasta pegarse mis huevos me movi muy lentamente lo que consegui fue que ella gritaba como una fiera de gusto, como ninguna mujer grito en mi vida amorosa, su culito era algo que no puedo describir como hacía, sus movimientos interiores compaginados con sus gritos de gusto, ya no queria tocarse su pene pues no tiene otra palabra pues se queda pequeñisimo cuando la folló, ya de por si pequeño y delgadito, sus testiculos igual, lo que me hace ver bien como la jodo, su culito brillaba a la luz de la lampara todo alrededor le sacaba mi polla lo acariciaba ella con la otra mano la tenia cogida por uno de sus muslos abiertos deseando que siguiera jodiendola y yo volvia con la misma lentitud.

Decidí cambiarla de postura me moví ahora de rodillas la voltee como a una muñeca de trapo sin pesar apenas la maneje colocandola a 4 patas yo no ella, que levantó su culo nada mas verse así volvi a follarla igual de lentó, despues sin mover a ella me puse en cuclillas no de rodillas y la follé de ariba abajo sin sacar apenas mi polla cuando vi y oi como se ponia follandola en esa postura, se corrío así ahora por su pequeño pene, se empezó a tocar se lo permití y en segundos soltó su leche comosu culo apretó hasta dolerme mi polla se la saqué una vez se corrió, quedo asi como una perra, me arrodille comence a explorar su culo a tocarlo con mi mano empece a morder sus nalgas dejandole marcado mis dientes ella gritando estaba "derrotada2 por ahora, lami su ano, con mi lengua de arriba abajo una y otra vez hasta que me tiré en la cama y la hice subirse encima viendole la esalda y su culo se la metí se sento en mi polla y quedo sentada hasta que empezo a moverse poco a poco como una buena zorrita, empezo a entrar en el estado anterior esta vez ella no se tocaba no hice falta decirselo, habia "probado" que se sentia sin tocarse hasta llegado el momento, cabalgo cada vez mas "fresca", moviendose lentamente como yo ante a ella buscando ella las mismas sensaciones y pronto las encontró, yo sobaba su culo viendola cabalgar, gemia gritaba sentia su culito en mi polla disfrutar una y otra vez montada en mi polla, hasta que la hice dar la vuelta, ahora cabalgó en mi polla mirandola yo ella me miraba gemia se movia su culito de varias maneras con mi polla dentro para recibir mas placer empece a hacerla cabalgar mas rapido diciendole me la iba a preñar, teniendola agarrada por sus nalgas haciendola mover rapidamente empezamos a gritar los dos a la vez hasta que me corrí en su culito, ella empezo a decirme
- Por favor no me la saques dejame preñada con tu leche mi señor mi macho dejame preñada empezo a tocarse su pene de nuevo no le saque mi polla su culo chorreaba leche mia ella se movia tocandose y en segundos volvio a correrse.

Desde que le dejé mi polladentro y ella supo que no le impediría correrse, empezo a hablarme y yo alucinaba escuchandola como me decia
- Si si mi dueño mi macho, dejame preñada, oooh que gusto, asi oohh me gusta sentir que macho eres cuando me sometes me gusta sentir tus fuertes manos pegandome me vuelvo loca despues, como ahora, estoy loca, estoy loca por ti solo pienso en ti aaah aaah si solo en ti todo el dia caliente como una perra en mi casa o en el trabajo aaaah oooh ahora si llena de leche de mi dueño, aaaahha aahahh aahahh dios ahaha ahahhhooohh dios ahhhhaahah.

Quedó encima de mi quieta estirada ahora si sentí que habia aceptado que ante mi era una mujer, arazada a mi se fue recuperando, nos fuimos a duchar, estaba a pesar de su edad agotada por la clase de orgasmos que habian sido, se puso un body negro, yo me fui a la cama esperando que haría, no le ordené nada, la escuche´subir pues habia ido al baño de abajo donde tambien tenia la ropa, en bolsas, entró en el dormitorio yo en slip, destapado ella entró en la cama se abrazo a mi cuello y termino con su cabeza en mi pecho.

Lo que parecia un camino de rosas desde ese momento, a veces tuvo espinas en este año, que yo los "provocaba" y con esas provocaciones sin yo proponermelo terminé con dos esclavas en vez de una pero esa es otra historia



 

Clasificacion Actual:

Commentarios

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores; y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.
  • Posteado el
  • 24 de Abr de 2016 - 11:09 PM
hola
oooh me ha gustado mucho Su relato Señor, me identifico bastante con la parte de "dejarlo todo", a veces el miedo, la vergüenza y las dudas son muy duras de superar Señor.
un saludo.

Solamente usuarios logueados pueden comentar. Registrar oder Iniciar sesión.

 
 

AQUI - todo lo necesario para disfrutar del Sexo

           VER MAS
 
 

Encuestas Sexuales


Os gustan las nalgadas como parte del juego erótico?
 
 

 

Actualidad


Prostíbulo de Muñecas

Prostibulo de muñecas en Barcelona

Lumidolls: Prostíbulo de Muñecas en Barcelona

   Otras Novedades
 
 

Estan chateando

¤ satirosex
¤ directogdl
¤ Clockwork
¤ perrocachondon
¤ ToñitoCaliente
¤ Juanpa742
¤ Pamelalima
¤ Srsexy
¤ poyopera
¤ Krls001
¤ Tu.y.yo69
¤ Maikel20
¤ Carlos94


Entrar Chats Sexo

 
 

Menú de Usuario

Usuarios Online:
 Registrados:131 
 Anonimos:4952 
 Total:5083 
 
 
  Contactos  Calientes
         en tu Ciudad


 
 

Referencias

Zoofilia   Bondage   Sexo   Incesto   Erotico   Gays   Travestis   BDSM